| 6/1/2000 12:00:00 AM

Revise su norte

Establecer qué es importante para su vida le ayuda a definir una visión. Tres mujeres cuentan sus metas y experiencias.

Si a usted le preguntaran en este momento qué espera de su vida en los próximos 5 años, ¿sabría qué responder? Quizás sea una de esas personas que meditan sobre su futuro para fijarse metas, medibles y alcanzables, entonces su respuesta será sí. Pero puede ser uno de aquellos despistados que no tiene ni idea de para dónde va, cómo llegar a ese lugar y qué va a conseguir en él.

Cualquiera que sea el caso, meditar sobre la brújula que rige su vida es un ejercicio que debería hacer de manera obligada cada cierto tiempo. Y no solo para definir lo laboral o económico. Tener un norte en lo personal es clave para poder centrarse en la vida y sacarle el máximo provecho a cada una de sus acciones.

¿Cuántas veces se ha tendido agotado en su cama y ha pensado de qué sirvió todo ese cansancio? Tal vez de nada. Usted atendió todas las citas que pudo, respondió e hizo las llamadas que debía, entregó el trabajo que le pidieron pero no obtuvo nada realmente importante.



Tener una visión

Cada día vivimos intentando encontrar el equilibrio en medio de la tensión que genera el tener diferentes papeles. Es probable que usted sea un trabajador que al mismo tiempo debe cumplir sus funciones de padre y esposo. Las obligaciones que demandan desempeñar bien cada uno de esos papeles tienden a acorralar las necesidades de los otros. Cómo se define

qué es lo importante... ni Buda ni Confucio han logrado dar una respuesta exacta para todo el mundo. Cada vida es absolutamente diferente y las cosas importantes dependen de lo que cada persona tiene como sus principios. Sin embargo, hay una pregunta que podría resultar muy útil al menos para empezar a meditarlo. ¿Qué haría usted si le dijeran que solo le quedan 6 meses de vida?



Después de pensar sobre la anterior pregunta dese un tiempo para definir cómo lo ven ahora su familia, su pareja, su jefe y sus compañeros. Analice cómo se ve usted mismo desempeñando cada uno de los papeles que le toca. Y entonces empiece a crear su visión: desea ser un padre amoroso y confiable, quiere que lo perciban como un hombre capaz y creativo en todo lo que hace, busca tener una buena salud y equilibrio mental...

Lo más importante es que usted tome su vida en sus propias manos y no deje que las cosas le sigan pasando sin que tenga algo que ver en ellas. Escoja y planee qué quiere hacer, pues de lo contrario todo será un accidente del que puede salir mal parado.



"ESTOY EN LA MEJOR ETAPA"



Fabiola Achury Gasca, 43 años, consultora empresarial.

Algo le ocurre a Fabiola Achury cada cinco años que la hace detenerse para repensar lo que hace. Hasta su primer matrimonio le duró 5 años. Llegó a Bogotá a estudiar finanzas y entró, al mismo tiempo, a Davivienda como auxiliar de personal donde se dio cuenta de que lo suyo era el sector financiero. Ascendió en Davivienda y luego paso al Banco del Comercio y al Banco de Occidente. En su mejor momento laboral se retiró durante dos años para hacer una maestría en Los Andes. Al graduarse empezó a trabajar con Corflandes en el desarrollo de una nueva línea de negocio corporativo que Incluía bancc de Inversión. Pero la ley de los 5 años lo volvió a atrapar y la hizo renunciar para Irse a estudiar Inglés a Estados Unidos, de donde llegó con un cargo en Corfitequendama.

En esos ires y venires su vida afectiva se mantuvo en neutro. Pero los últimos 3 años han sido de grandes cambios, entre ellos Independizarse y crear su propia firma de consultoría empresarial. "Cumplir los 40 fue lo Ideal porque ya había conseguido el éxito profesional que esperaba y me centré en buscar una familia". Inició el proceso de adopción de una niña, que llegó un año después, se casó y cumplió su sueño de Irse a vivir al campo. Todos sus horarios laborales se movieron paro poder entregarse a ser lo madre de Vonnesso.





"LA SUERTE

SIEMPRE ME ACOMPAÑA"




Claudia María Granada, 33 años, asesora de Comunicaciones de la Superintendencia Bancaria. Cuando llegó de Armenia, antes de los 20 años, sabía que su carrera era la Comunicación Social, pero no tenía certeza sobre si sería periodista, relacionista o asesora d comunicaciones.

"Lo que sí tenía bien claro era que cuando llegara a los 30 altos debía tener mi carro, estar pagando un apartamento propio, haber terminado una especialización y manejar otro Idioma".

Un año y medio antes de graduarse entró a su primer empleo en la Presidencia de la República e inició una carrera que siempre ha estado marcada por los cargos de libre nombramiento y remoción.

"Lo posibilidad de salir del puesto er cualquier momento me llevó a ser muy ordenada con mis cuentas. No me gusta vivir endeudada y manejo un presupuesto muy detallado". Las metas de los 30 todas las cumplió. Al poco tiempo conoció al hombre que si era La Persona y el afán del matrimonio empezó a rondarla por todos lados.

En septiembre cumplirá un año de casado y confía en que los hijos no tardarán mucho en llegar. "Ahora hago mucho ejercicio para mantenerme en forma

y estoy en chequeos médicos porque no es lo mismo ser madre después de los 30".



"El compromiso es vital"



Zwannee Linares Fonseca, 28 años, Trade Marketing de Sky Colombia S.A.

"Yo entré a esta empresa con unas metas. En 3 años quiero ser gerente comercial y en 5 deseo ser la gerente general. Acabo de cumplir un año en Sky y ya he escalado tres posiciones, así que creo que las puedo cumplir". Zwannee está segura de que tener éxito y ganar dinero son prioritarios en su agenda. "Para mí, el éxito está en tener un puesto prestigioso, en la capacidad de tomar decisiones Importantes, en la responsabilidad de marcar el rumbo de una empresa y en manejar gente".

En parte por eso solo aceptó casarse hace un año, después de haber viajado, visto y vivido lo que debía.

Como parte de sus reflexiones diarias decidió que debía bajarle o su día laboral. "Acabo de matricularme en un gimnasio para empezar a hacer ejercicio, sobre todo por salud mental. Lo que no he logrado aún es mejorar mis comidas porque en la oficina es complicado conseguir un lugar para comer sano y soy desordenada con los horarios".



LOS CUADRANTES DE COVEY



Stephen R. Covey en su libro Primero, lo primero plantea un análisis en 4 cuadrantes para establecer cómo manejamos nuestra vida. Lo invitamos a que hago un ejercicio. Piense en todas las actividades que desarrolló durante la último semana e intente ubicarlas en cada uno de los cuadrantes, sin decirse mentiras ni clasificar lo que no es. Este puede ser el primer paso para que empiece a reconsiderar qué es importante en su vida y para qué le sirve.

Cuadrante 1- Importante y urgente

Es el espacio de los desafíos,

en el cual aplicamos la experiencia, nos desenvolvemos y producimos. Pero ojo, porque muchas veces hay actividades importantes que no se atienden y se vuelven urgentes.

Cuadrante 2 - Importantes pero no urgentes Es el cuadrante de lo calidad, el que nos permite prepararnos para incrementar nuestra capacidad para ejecutar cualquier actividad.

Cuadrante 3 - Lo urgente pero no importante

Es el cuadrante de lo trampa. Muchas veces nos estacionamos en él para satisfacer las necesidades y los prioridades de los demás.

Cuadrante 4 - No urgente, no importante

Es el de la pérdida de tiempo.

No confunda lo que hizo en esta esfera con lo que debe ubicar en el cuadrante ll.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?