| 12/1/1995 12:00:00 AM

LA GRÁFICA

"Muchos podrían valer más que su peso en oro. Muy pocos lo valen". John Smithsonian, autor de los "1.001 Secretos de la Administración"

DESPUES DE ALCANZAR niveles récord durante 1993-94 el ritmo de nuevas construcciones en Bogotá empezó a decaer. En metros cuadrados de nueva construcción, comparando el semestre marzo-septiembre de 1995 con el mismo semestre de 1994 (que fue el pico de la bonanza), el descenso fue de 39%. El ritmo mensual de la construcción en este último semestre fue similar al de finales de 1991 cuando apenas se iniciaba la pasada bonanza.

El número de viviendas de interés social cayó también en este último semestre en más del 50% con respecto a igual período cíe 1994. Este es otro campo en donde la retórica oficial de lo "social" no cuadra con las realizaciones.

Es posible que el ciclo descendente de la construcción en Bogotá no haya tocado piso por cuanto, según Camacol Cundinamarca, actualmente es muy alto el número de soluciones terminadas por vender, un número que no se veía desde 1989. Por otro lado, Camacol identificó una disminución en el porcentaje de familias que están hoy en día interesadas en adquirir una solución habitacional. Esta baja cíe interés se reporta en todos los seis estratos de la población. Sin embargo, la mayor sobreoferta se está presentando en los estratos medios altos y altos.

El desánimo que se observa en la actividad constructora de Bogotá se ha extendido a las otras grandes ciudades del país con excepción de Barranquilla y Pereira. La descolgada ha sido especialmente intensa en Cali donde la lucha contra el narcotráfico ha producido estragos.

Quienes le juegan al mediano y largo plazo se atreven a pronosticar que lo mejor es comprar vivienda a partir del segundo semestre cíe 1996 y empezar a construir efectivamente a comienzos de 1997. Sin embargo, un retorno de la confianza debido a una solución de la crisis política puede estimular el ingreso de capitales hacia el país que se invertirían nuevamente en finca raíz, especialmente si se normaliza la devaluación
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?