| 2/19/2010 12:00:00 PM

Candidatos, al tablero

La educación viene ganando espacio en la agenda de los candidatos a la Presidencia. Hay consenso en la urgencia de aumentar presupuestos para su financiación.

En septiembre del año pasado el Foro Económico Mundial divulgó el Índice de Competitividad Global (IGC), que evalúa el desempeño de 133 países según su desempeño en distintas áreas de la economía, las instituciones y la vida social. En ese listado, Colombia se ubicó en el puesto 69 y subió cinco posiciones respecto al año inmediatamente anterior (puesto 74).

Pero al desagregar los indicadores sociales, el país sigue rezagado. En el caso de la matrícula escolar para primaria, Colombia ocupa el puesto 100; en calidad de la educación en ciencias y matemáticas el 86; y el 73 en calidad del sistema de educación superior.

Siendo la educación uno de los pilares para avanzar en competitividad, Dinero decidió indagar entre los candidatos y precandidatos a la Presidencia sobre las políticas para mejorarla, así como sobre el manejo del presupuesto.

Una prioridad política

Ampliar la cobertura al 100% y mejorar la calidad educativa son temas centrales para el candidato liberal Rafael Pardo. "Esto incluye la revisión de los programas de transferencias condicionadas y el diseño de programas que ataquen las diversas causas de la deserción escolar", asegura el candidato, quien plantea que en materia de financiación lo más importante será mejorar la eficiencia en el gasto.

La participación de la sociedad civil en el monitoreo del gasto, la mejora en la calidad de la educación desde la escuela, así como el desarrollo de esquemas de concesión de colegios en las zonas más pobres y en zonas dispersas -a partir de modelos diseñados y monitoreados con apoyo del gobierno central- hacen parte de las estrategias que planea desarrollar este candidato.

Germán Vargas Lleras, candidato del partido Cambio Radical, propone desarrollar iniciativas para alcanzar una cobertura del 90% en educación preescolar para Sisbén 1 y 2; disminuir en un 90% la deserción en los grados primero a sexto y en un 80% en los grados noveno y décimo, y "poner en práctica un programa de preparación para el trabajo para 30.000 jóvenes rurales", pues su objetivo es disminuir las inequidades en la educación que se dicta entre las zonas rurales y las urbanas.

El candidato también buscará que el Sena quede adscrito al Ministerio de Educación y lograr que tres millones de colombianos más tengan acceso a la educación superior. Para lograr este objetivo, buscará "fomentar el acceso a la educación superior con más crédito, trabajar en alianza con la banca privada los recursos de financiamiento de la educación y otorgar becas -con ayuda del sector privado- para aquellos estudiantes del Sisbén 1 y 2 que demuestren un desempeño sobresaliente".

Para Sergio Fajardo, del partido Compromiso Ciudadano por Colombia, "no hay ningún país desarrollado que haya llegado a serlo sin una apuesta clara y contundente por la educación de calidad", por eso tiene este tema como una prioridad de su agenda pues, en su opinión, "de la mano de la educación llegan las oportunidades". Los retos de su programa de gobierno apuntan a ampliar la cobertura en primera infancia y educación terciaria, así como también en calidad de la educación, "el mayor factor generador de desigualdades en Colombia", dice.

Fajardo planea utilizar los recursos de la venta del 10% de Ecopetrol para financiar educación, ciencia, tecnología, innovación y cultura "como una apuesta clara por el desarrollo". También propone crear el Ministerio de Ciencia y Tecnología para apalancar conocimiento para el desarrollo.

El precandidato conservador Andrés Felipe Arias trabaja cuatro propuestas para mejorar cobertura y calidad educativa, que tienen como eje primordial "el mejoramiento de la remuneración de los docentes públicos a cambio de excelencia educativa; construcción de colegios de élite para las zonas más pobres del país que serán operados en concesión; mayor inversión en tecnologías de la información y las comunicaciones; la conversión de los hogares comunitarios de Bienestar Familiar en jardines integrales con madres comunitarias mejor remuneradas y el apoyo de tutores para proveer estimulación temprana a los niños".

Arias plantea una reforma fiscal que incluya la modificación del sistema de regalías y la reorientación de recursos para financiar 200.000 becas para estudios técnicos y profesionales.

Gustavo Petro, candidato del Polo Democrático, propone elevar la calidad de la educación mejorando las condiciones materiales de la enseñanza y el aprendizaje; impulsar las transformaciones pedagógicas y culturales en escuelas y colegios; establecer el preescolar de tres años en los colegios oficiales; mejorar el acceso a la educación superior y la formación de docentes en el lugar de trabajo. "Los recursos que se requieran para financiar las medidas propuestas se proveerán con ingresos corrientes de la Nación y de las entidades territoriales con capacidad económica, con crédito interno y externo y con cooperación nacional e internacional", plantea Petro.

La precandidata conservadora Noemí Sanín asegura que "la educación es la base de las oportunidades y un fundamento para el desarrollo, por eso ha de ser una prioridad". Entre los programas que planea impulsar están el garantizar que no haya niños desnutridos en ninguna escuela o colegio, la reforma del Icetex para convertirlo en el banco de los jóvenes y la educación, y la creación del Ministerio de Ciencia, Tecnología e Investigación para potenciar el conocimiento.

Frente a la financiación, propone aumentar un punto del PIB para gasto en educación, "que sea una verdadera inversión social y económica en el futuro de Colombia", pues irían destinados a mejorar la calidad educativa y la infraestructura física de colegios y escuelas en el país.

Si bien no se pueden desconocer los avances alcanzados en los últimos años en materia educativa, al país aún le queda un largo trecho por recorrer para mejorar su competitividad. Lo que todos esperan es que quien llegue a la presidencia le dé a la educación la importancia que merece.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?