| 7/19/2010 2:20:00 PM

El corresponsal, antes y después

Además de haberse convertido en un fenómeno publicitario, el personaje de los comerciales se convirtió en una figura pública. Los creativos de Leo Burnett, le contaron a Dinero.com, en qué se inspiraron para crear al protagonista de la campaña.

Con el concepto de campaña definido, un corresponsal que va a Sudáfrica y le pasan cosas equivocadas, la agencia decidió que el personaje se construiría a lo largo del mundial.

La propuesta que se le presentó al cliente fue inspirada en los periodistas en general, no solamente los deportivos. Estaban buscando el personaje ideal, que se viera lo más real posible. Después de un largo proceso de casting, encontraron a Julián Orrego, vocalista de la banda de rock bogotana El Sie7e.

La apariencia del corresponsal no fue inspirada en el periodista deportivo Javier Hernandez Bonnet. “La idea inicial fue construir un corresponsal novato pero serio, entonces ese corresponsal se deja el bigote porque cree, en medio de su inmadurez, que lo van a respetar”, dijo el director creativo, Mauricio Sarmiento.

El nombre de los comentaristas que reciben la información del corresponsal en estudio, Ricardo y Jorge, fue inspiración del creativo que escribió los primeros guiones, que recordó cuando transmitían las carreras de Juan Pablo Montoya y su padre realizaba algunos comentarios de la carrera y se despedía con la frase “sigan en estudio Ricardo Jorge”, refiriéndose a los periodistas deportivos Ricardo Soler y Jorge Leal.

Las características del personaje que la agencia buscó desde el principio eran:

* Físicamente divertido. “Que uno lo viera y ya le diera risa”, agregó Sarmiento.
* Que demostrara poca experiencia.
* Ingenuo.
* Tímido.
* Con muchas ganas de ser lo más profesional del mundo. “Como si fuera la primera vez que le dieran la oportunidad de ir a cubrir algo y lo envían nada más que al mundial, por eso siempre le pasaron cosas malas”, dijo Sarmiento.

El casting lo hicieron desde febrero y se presentaron 160 personas, de las cuales quedaron dos finalistas, y Julian Orrego se ganó el papel y la fama como corresponsal. La agencia cumplió con el objetivo de crear un personaje durante un mes, divertir al público y dejarlo en la mente de las personas. “Como murió el mundial, muere el corresponsal y con él el fútbol”, dijo el director de la cuenta, Carlos Javier Larrota.

Datos curiosos de la campaña

* Hace cuatro años, los comerciales se hicieron en un día, con dos personajes y en una sola locación. Este año los comerciales se grabaron en cuatro días en Girardot, en el estadio el Campín y en el parque Chipaque.
* Los comerciales se escogieron por ‘risómetro’. Adecuaron un espacio y llevaban a empleados de Davivienda para que vieran los comerciales y los calificaban según la risa del público.
* Hubo momentos en donde el blog se saturaba y se caía la página. “Se salió de las manos, entraban casi 850 personas por minuto y en los partidos se subía la audiencia”, contó el vicepresidente creativo, German Espitia.
* Contando la productora fueron aproximadamente 100 personas trabajando en todo el proceso de creación del personaje y durante la campaña.
* Cada día había que decidir que iba a decir, que video se iba a poner, tenían que estar pendiente de todos los medios a diario. “Era como realizar un consejo editorial todos los días”, dijo Sarmiento.
* La producción de los comerciales costó cerca de $600 millones. “El costo es bajo si se tiene en cuenta que fueron 24 comerciales. La producción diaria de un comercial tiene un costo cercano a $80'000.000”, contó Larrota.
* En Girardot se grabó cerbatana, bebida fermentada, vieja gloria y los del desierto, se tomaron un día adicional por que llovió.
* El comercial arenas movedizas lo iban a grabar con una grúa, para que bajara al corresponsal, pero por la lluvia decidieron que Julian hiciera la mímica con sus propias piernas.
* Julian Orrego firmó un contrato de exclusividad con la agencia para estar disponible las 24 horas. “Julian parecía un trabajador más de Leo Burnett”, comentaron los creativos.
* La mejor campaña de Leo Burnett en internet había alcanzado 120.000 visitas en un mes. La meta inicial era alcanzar 350.000 visitas en la página del corresponsal, lo que no pensaron es que fueran a superar los 4 millones de visitantes.
* El ganador en la votación de Dinero.com, “El mejor comercial del corresponsal de Davivienda”, fue el de la bebida fermentada con 4.208 votos.

 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?