| 11/25/2007 12:00:00 AM

Zapatero candidato socialista para elecciones de marzo

El presidente del gobierno español debe enfrentar al líder opositor Mariano Rajoy, quien fue designado en septiembre candidato por el partido Popular, de tendencia conservadora.

Madrid.- El presidente del gobierno José Luis Rodríguez Zapatero fue designado el domingo candidato de su partido para las elecciones generales de marzo y prometió usar su segundo término de cuatro años para derrotar al grupo armado vasco ETA.

Rodríguez Zapatero no enfrentó rival alguno. Fue designado como candidato en una reunión del partido Socialista en Fuenlabrada, cerca de Madrid, a la que asistieron líderes del partido y ministros de gobierno. Es el favorito para ganar los comicios de marzo.

La acción a tomar contra la ETA, quien anunció en junio el fin de una tregua unilateral, es posiblemente uno de los principales temas políticos en la próxima elección.

Rodríguez Zapatero dijo el domingo que pediría la unidad de todos los sectores democráticos para aislar y derrotar "el terrorismo" de la ETA.

El líder político español buscó negociaciones de paz con la ETA luego que la organización separatista vasca declaró un cese del fuego en marzo del 2006. Pero las conversaciones no fueron a ninguna parte, y la ETA rompió su tregua en diciembre, al hacer detonar un vehículo cargado de explosivos en el aeropuerto internacional de Barajas, en Madrid, matando a dos ecuatorianos. La ETA ha lanzado más de media docena de ataques desde entonces, pero no se registraron muertos o heridos graves.

El gobierno ha dicho que bajo las actuales circunstancias no negociará con la ETA, pero se niega a descartar conversaciones en el futuro.

Las encuestas más recientes indican que los socialistas tienen una ventaja del 3,1% sobre el partido Popular de Rajoy.

 

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?