| 12/1/2011 8:00:00 AM

WWF da un suspenso a España en su lucha contra el cambio climático este año

La organización ecologista WWF calificó este jueves con un suspenso las medidas españolas en la lucha contra el cambio climático adoptadas en 2011, una baja calificación motivada por medidas como la disminución de la financiación a las renovables o la prolongación de las ayudas al carbón.

Según lo detalla un informe realizado por el propio Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF, por sus siglas en inglés) y la consultora "Ecofys", en el que se analiza los progresos de todos los países de la Unión Europea respecto a sus objetivos para disminuir el calentamiento global. España obtiene una nota de "E", la tercera más baja en la escala (en la que A es la puntuación máxima y G, la peor), lo que sitúa al país justo en la "decepcionante" media de la Unión Europea, en palabras de los ecologistas.

España mantiene así la misma calificación que en 2010, pero con una puntualización a la baja, debido a que las "pequeñas mejoras" registradas este año se han visto contrarrestadas por varios retrocesos.

"Con el objetivo de acelerar la recuperación económica, España ha implementado diferentes leyes y programas para aumentar la eficiencia energética y el ahorro de energía en transporte y el sector de la construcción", señala WWF en el informe, donde lamenta que algunas de estas medidas sean solo temporales.

La organización ecologista destaca también como un rasgo positivo el aumento del uso de biocombustibles en el país.

Sin embargo, los recortes presupuestarios motivados por la crisis económica han hecho mella en sectores como el de las energías renovables, que han visto reducirse las tarifas reguladas del precio de la electricidad producida en instalaciones solares y eólicas.

En septiembre pasado, el Gobierno anunció que congelaría la tarifa eléctrica pese al aumento del coste de la energía, lo que a su vez supuso que una disminución de los denominados peajes de acceso en perjuicio del sector de las renovables.

Los peajes de acceso son fondos que el Gobierno destina a las actividades reguladas -como el uso de redes o las primas a las energías renovables- que son deficitarias, es decir, aquellas donde los ingresos que se obtienen no son suficientes para cubrir los costes de producir la electricidad.

WWF critica también en el informe la prolongación de las ayudas al carbón de 2014 a 2018 y de la vida de las nucleares mencionada en la Ley de Economía Sostenible.

La ONG lamenta la reducción de los objetivos de la cuota de energías renovables incluido en el borrador de Plan de Energías Renovables hasta un 20,8% para 2020, en comparación el 22,7% previsto en anterior plan nacional de acción en energías renovables enviado a la Comisión Europea (CE) en 2010.

WWF propone que España adopte medidas urgentes como mantener o aumentar el mencionado objetivo del 22,7% y mejorar la coherencia de las políticas energéticas de modo que se priorice la reducción de las emisiones de dióxido de carbono (CO2) a la atmósfera.

También considera necesaria la introducción de medidas destinadas a reducir las emisiones de CO2 procedentes del transporte.

EFE

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?