| 5/2/2011 1:00:00 PM

Wall Street olvida el entusiasmo por la muerte de Bin Laden y baja el 0,04 %

La Bolsa de Nueva York dejaba hoy los ascensos con los que había reaccionado a la muerte del terrorista Osama bin Laden y hacia la media sesión el Dow Jones de Industriales, su principal indicador, perdía el 0,04 %.

Nueva York - Ese indicador, que agrupa a 30 de las mayores empresas cotizadas en EE.UU., restaba hacia el ecuador de esta primera jornada de la semana 6,66 puntos para colocarse en 12.803,88 unidades, el selectivo S&P 500 perdía el 0,15 % (-2,03 puntos) hasta 1.361,58 unidades, y el índice compuesto del mercado Nasdaq descendía el 0,37 % (-10,67 puntos) hasta 2.862,87 enteros.

Los inversores olvidaban a esta hora el ánimo comprador con el que habían amanecido después de que el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, anunciase a última hora del domingo que tropas de este país acabaron con la vida de Osama bin Laden, cerebro de los ataques terroristas del 11 de septiembre de 2001.

La muerte de Bin Laden, que ordenó el ataque contra las Torres Gemelas, dos de los edificios más emblemáticos del área de Wall Street, centraba hoy las miradas de los inversores, pero no parecía marcar el rumbo de las operaciones en el parqué neoyorquino.

Hacia la media sesión los índices de Wall Street entraban en terreno negativo afectados por la noticia de la ralentización del crecimiento del sector manufacturero estadounidense.

El índice que elabora el Instituto de Gestión de Suministros (ISM, por su sigla en inglés) para medir la evolución de ese sector cayó desde los 61,2 puntos de marzo hasta 60,4 este mes.

De cualquier manera, ese sector encadena ya 21 meses consecutivos de crecimiento y continúa en una tendencia de rápido crecimiento impulsado por el incremento de los nuevos pedidos y de la producción, según el ISM.

Los inversores también conocían hoy que el gasto en construcción en Estados Unidos aumentó un 1,4 % en marzo, lo que superó ampliamente las expectativas de los analistas que habían calculado un incremento del 0,8 %, aunque el gasto en construcción estuvo un 6,8 % por debajo del de marzo de 2010.

A esta hora el Dow Jones era arrastrado al terreno negativo por los descensos de la tecnológica Microsoft (-1,54 %), la química DuPont (-1,11 %), el fabricante de maquinaria pesada Caterpillar (-1,09 %) y la financiera JPMorgan Chase (-1,01 %), que pesaban más que los avances del fabricante de aluminio Alcoa (2 %), la farmacéutica Merck (1,34 %) y la financiera American Express (0,98 %), entre otras.

En el mercado Nasdaq destacaba el ascenso del 4,18 % que experimentaban las acciones de la biofarmacéutica estadounidense Cephalon después de que la farmacéutica israelí Teva (2,69 %) anunciara que la comprará por unos US$6.200 millones.

Por su parte la farmacéutica estadounidense Valeant, que propuso en marzo pasado hacerse con Cephalon por US$5.700 millones, se dejaba a esta hora el 7,16 % en bolsa.

Las acciones de clase A de la firma de inversión Berkshire Hathaway, del multimillonario Warren Buffett, se dejaban el 1,8 % después de que se conociera que este primer trimestre de 2011 la compañía ganó US$1.511 millones de dólares, lejos de los US$3.633 millones alcanzados el mismo periodo del año anterior, afectada por las pérdidas en su negocio de aseguradoras tras el terremoto en Japón.

El crudo de Texas dejaba los avances de las últimas jornadas -en las que se había colocado a niveles desconocidos desde agosto de 2008- y restaba 17 centavos para cambiarse a US$113,76 por barril.

En otros mercados el oro retomaba su escalada y se colocaba en otro máximo histórico de US$1.559,4 la onza, al tiempo que el dólar bajaba ante el euro (que se cambiaba por US$1,4875) y la rentabilidad de la deuda pública estadounidense a 10 años descendía al 3,27 %.

 

 

 

(Efe)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?