| 8/21/2008 12:00:00 AM

Uribe rinde testimonio ante comisión legislativa

Bogotá.- El presidente Alvaro Uribe rindió testimonio el jueves ante una comisión legislativa que lo investiga en el caso de supuestos favores políticos ofrecidos por funcionarios del gobierno en 2004 para aprobar la reforma constitucional que permitió la reelección.

Uribe llegó temprano acompañado de su abogado Jaime Lombana y no formuló declaraciones a la prensa ni a la entrada ni a la salida del edificio administrativo del congreso, en el centro capitalino, donde está la sede de la llamada Comisión de Acusaciones de la Cámara de Representantes, la única instancia que puede investigar a un jefe de estado colombiano.

La Comisión deberá ahora oír otros testimonios, incluyendo ministros, antes de decidir si pasa o no el caso al plenario de la Cámara de Representantes para eventualmente someter al mandatario a un juicio político.

Tras la audiencia, realizada a puerta cerrada, el representa Edgar Ulises Torres, miembro de la Comisión, dijo a los reporteros que al inicio del testimonio el presidente pidió que esa instancia legislativa oyera las versiones de varios de sus ministros y que también averiguara el papel cumplido por el periodista Daniel Coronell, director de Noticias Uno, un noticiero que en abril divulgó una entrevista con una ex congresista que mencionó el caso de las ofertas de supuestos favores.

Coronell, en entrevista telefónica, dijo que con su petición "el presidente busca desviar la atención" del caso y que él no había cometido ningún delito.

Desde su creación en 1886 la Comisión de Acusación legislativa nunca ha formulado cargos contra ningún funcionario, de acuerdo con el organismo no gubernamental Colectivo de Abogados. En caso de aceptar el caso de Uribe, entonces la Comisión debe votar y aprobar por mayoría de sus 19 miembros pasar el caso a la Cámara de Representantes para el enjuiciamiento político.

La mayoría de los miembros de la Comisión de Acusaciones pertenece a partidos aliados al gobierno, tanto como la Cámara de Representantes de 164 legisladores.

La investigación fue abierta en mayo pasado a pedido de congresistas opositores, como del partido Polo Democrático, que consideran que el mandatario incurrió en el delito de "cohecho", ofrecer o recibir prebendas como funcionario público a cambio de algo, en el caso de revelaciones hechas por la ex congresista Yidis Medina en torno a cómo se votó en 2004 el proyecto de reforma constitucional que permitió la reelección.

Medina denunció en abril que recibió en aquel año ofertas de cargos burocráticos regionales por parte de funcionarios del gobierno a cambio de votar a favor de la reforma. La ex congresista, condenada por la Corte Suprema en junio pasado a 47 meses de prisión por cohecho, dijo que sólo denunció el caso hasta ahora porque el gobierno incumplió con las supuestas promesas.

Según Medina los ofrecimientos le fueron hechos en la casa de gobierno por al menos dos ex ministros, que lo niegan.

Los funcionarios, incluyendo Uribe, han admitido haberse reunido con varios congresistas como Medina en los días de los debates legislativos, pero niegan haber hecho ofrecimientos de cargos. La reforma fue aprobada finalmente en 2005 y en mayo del año siguiente Uribe fue reelegido por un nuevo cuatrienio.

 

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?