| 4/21/2011 2:50:00 PM

United Continental pierde un 16,4 % más en el primer trimestre del año

Las pérdidas de United Continental en el primer trimestre de 2011 fueron el 16,4 % más abultadas que las acumuladas un año antes, en parte debido al fuerte encarecimiento del combustible, que eclipsó el aumento de los ingresos logrado con la subida de los billetes y de los cargos por facturar maletas.

La mayor aerolínea del mundo detalló que entre enero y marzo pasados perdió 213 millones de dólares o 65 centavos por acción, frente a los 183 millones o 58 centavos perdidos en el mismo periodo de 2010.

Ese empeoramiento de las cuentas se debió en gran parte al encarecimiento del 26,5 % que registró el combustible, que es uno de los costes más fuertes para una aerolínea y que, en el caso de United Continental, absorbió 2.672 millones de dólares sólo en los meses de enero, febrero y marzo.

Ese y otros factores hicieron que los costes operativos de la aerolínea estadounidense se elevaran un 11,2 % interanual y alcanzaron 8.168 millones de dólares, una cifra que es superior a los ingresos operativos y que además ha crecido más que ellos, lo que explica el aumento de las pérdidas.

Efectivamente, los ingresos operativos de la compañía aumentaron en el primer trimestre el 10,8 % interanual, hasta 8.202 millones de dólares.

De esa cantidad, 7.187 millones se obtuvieron por el traslado de pasajeros, lo que supone un aumento del 11,5 % que se logró en gran parte por la subida de precios aplicada en determinados billetes y el aumento de la recaudación conseguida a través de tasas como las que cobran al cliente por las maletas que facturan en cada vuelo.

Los ingresos obtenidos en el mercado nacional aumentaron el 11,8 %, mientras que los obtenidos con trayectos por el Atlántico se elevaron el 1,3 %, por el Pacífico el 13,7 % y por América Latina el 15,4 %.

"Nuestros potentes ingresos son el resultado de haber centrado el trabajo en el rendimiento operativo y la oferta de productos y servicios que nuestros clientes valoran", afirmó Jim Compton, vicepresidente ejecutivo de una compañía que en el primer trimestre también se vio afectada por los terremotos y el tsunami sufridos en Japón el 11 de marzo.

Así, debido a la disminución de la demanda para viajar a Japón tras aquellos sucesos los ingresos obtenidos por el transporte de pasajeros se vieron reducidos en 30 millones de dólares, por lo que la aerolínea además ha tenido que programar una reducción de su capacidad de vuelo a ese país de cerca del 10 % en abril y el 14 % en mayo, en comparación con el mismo período en 2010.

Si la compañía no hubiera tenido que absorber 77 millones de dólares en costes relacionados con la fusión en la que aún trabaja del negocio de United con el de Continental, sus pérdidas netas se habrían quedado en 136 millones de dólares (41 centavos por título), por encima de las previsiones de los analistas.

Sin embargo, estas cuentas defraudaron a los inversores, que tradujeron su descontento en una caída de las acciones de la aerolínea del 1,24 % pasada la media sesión en la Bolsa de Nueva York, con lo que acumula ya un descenso del 12,8 % en lo que va de año y del 16 % en los últimos doce meses.

(Efe)


¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?