| 10/2/2007 12:00:00 AM

Unión Europea aumenta cooperación a El Salvador

La nueva cifra de más de 172 millones de dólares destinada para el período 2007-2013, supera los 84 millones de dólares otorgados para el período 2002-2006.

San Salvador.- La Unión Europea (UE) otorgó una ayuda económica por 121 millones de euros (más de 172 millones de dólares) para obras sociales y seguridad en El Salvador.

"Pretendemos así iniciar una nueva era de nuestra cooperación beneficiando a todos los salvadoreños, pero prestando particular atención a los más vulnerables, a las mujeres y a los jóvenes", declaró la comisaria de Relaciones Exteriores de la UE Benita Ferrero Waldner tras firmar el martes el acuerdo con el presidente Tony Saca.

El programa de ayuda se basa en "la cohesión social o la lucha contra la desigualdad social y la lucha a favor de la seguridad humana en su dimensión general, incluyendo también la reducción de la violencia social", agregó.

Saca agradeció la "clarísima tendencia al crecimiento" de ayuda económica que la Unión Europea ha brindado a El Salvador en los últimos años. "Eso nos entusiasma y compromete la gratitud", apuntó.

En los últimos años la UE ha apoyado al país en temas como la "consolidación, modernización y descentralización del estado; seguridad ciudadana, desarrollo socioeconómico del sector rural, apoyo a la sostenibilidad ambiental... y proyectos del sector salud", destacó Saca.

La visita de Ferrero Waldner a El Salvador forma parte de una gira por Centroamérica y previo al inicio de las negociaciones para un acuerdo de asociación entre la UE y Centroamérica, programado para el 22 de octubre en Costa Rica.

La comisaria inició el domingo en Panamá su gira por la región. El miércoles estará en Honduras y el jueves participará en Nicaragua en el Primer Encuentro de Cortes Internacionales y Regionales de Justicia.

 

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?