| 10/2/2008 12:00:00 AM

UBS dice que reportará una pequeña ganancia en el tercer trimestre, después de un año de pérdidas.

BASILEA, Suiza - El grupo financiero suizo UBS AG dijo el jueves que reportará una pequeña ganancia en el tercer trimestre, después de un año de pérdidas.

La noticia elevó a sus acciones, ya que se entendió como una señal de que empezaba a dar vuelta la página, mientras la crisis crediticia todavía acecha a sus rivales.

La reputación de UBS como icono de la estabilidad de la banca suiza fue dañada luego de que sus inversiones en activos estadounidenses tóxicos lo obligaron a amortizar 42.000 millones de dólares, más que ningún otro banco de Europa, y a recortar 7.000 empleos.

UBS dijo el jueves que había reducido sustancialmente sus activos ligados a hipotecas comerciales y residenciales de Estados Unidos, mayormente mediante desinversiones.

Además, prometió a los 2.000 pequeños y grandes inversionistas reunidos en una junta extraordinaria de accionistas que un plan de reestructuración le ayudará a recuperar su fama internacional.

El presidente Peter Kurer dijo a los accionistas que UBS había sorteado "razonablemente bien esta turbulencia de las últimas semanas", dado que respondió con velocidad a la crisis, recapitalizando pronto al banco y reestructurando su modelo de negocios.

"Queremos volver a ser un aceptado líder en la industria. Y en Suiza, nuestro país de origen, queremos ser un respetado campeón nacional", dijo Kurer. "Trabajaremos duro y con humildad con estos objetivos ambiciosos", aseguró.

Los accionistas votaron por cuatro nuevos miembros independientes para el directorio de UBS, en una nueva movida para fortalecer la gerencia de la entidad.

En un comunicado previo a la reunión, UBS dijo que esperaba reportar una "pequeña ganancia" en el tercer trimestre, cuando anuncie sus resultados el 4 de noviembre. No dio cifras de nuevas amortizaciones, las que los analistas calculan en 3.000 millones de francos suizos (2.700 millones de dólares), o si había detenido los flujos negativos de su brazo de administración de riquezas.

El banco fue el primer gran prestamista en dar signos sobre los resultados del tercer trimestre.

"Creemos que este es un punto de giro para UBS, en términos de percepción del mercado, pero también en términos de percepción de los clientes", comentó Matt Spick, analista de Deutsche Bank, y elevó la recomendación de la acción a "comprar", aunque recalcó que aún hay riesgos, incluso en la banca de inversión.

MERCADOS "PRECARIOS" EN EL 2009

Kurer aseguró que el 2009 será "un año rentable en general", pese a lo que describió como "una situación extremadamente precaria" en los mercados, que espera que se extienda al año próximo.

El ejecutivo también auguró que el banco será capaz de pagar dividendos nuevamente en el 2010.

La profunda caída provocó la especulación de que el banco podría ser un blanco de adquisición de su rival global HSBC o que se podría fusionar con su rival local Credit Suisse, lo que llevó a las autoridades a decir que el banco estaba sólido.

Kurer dijo que los empleos y los costos operacionales estaban en proceso de reducción, pero no brindo detalles sobre nuevos recortes laborales.

Una fuente familiarizada con la situación dijo a Reuters el miércoles que el banco considera eliminar otros 1.900 puestos de trabajo de banca de inversión, capitales y renta fija.

(Reuters)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?