| 3/18/2011 5:20:00 PM

Telefónica concluye oferta de compra de acciones de minoritarios de Vivo

Telefónica concluyó hoy la oferta pública de adquisición sobre las acciones ordinarias de los socios minoritarios de Vivo, la mayor operadora móvil de Brasil, una operación por 1.265 millones de reales (unos US$757,4 millones), anunció hoy la bolsa de Sao Paulo.

Sao Paulo - Con la operación, la subsidiaria brasileña de la multinacional española compró 10,63 millones de acciones con derecho a voto, de un total de 15,22 millones que fueron puestas en la oferta y que equivalen a casi el 70% de la subasta, según informaciones de la plaza paulista.

Como respuesta a la oferta, las acciones ordinarias de la operadora fueron las más negociadas durante la sesión y se desplomaron un 13,42%.

La compañía española se quedó el año pasado con la totalidad de las acciones de Brasilcel tras pagarle 7.500 millones de euros (unos US$10.600 millones de hoy) a Portugal Telecom por su participación.

Ambas compartían por mitades la propiedad de Brasilcel, controladora del 60 por ciento de Vivo.

La Oferta Pública de Adquisición (OPA) fue realizada en la Megabolsa, el sistema electrónico de negociaciones del parqué paulista, y los minoritarios tuvieron 30 días de plazo para aceptarla.

La adquisición por parte de Telefónica de las acciones ordinarias que circulaban no cerrará el capital de Vivo debido a que la compañía sigue cotizando los títulos preferenciales (sin derecho a voto), de las que los minoritarios tienen un 49,66%.

Vivo tenía en diciembre de 2010 una participación del 29,7% en el mercado brasileño de telefonía móvil, que tiene más de 200 millones de líneas activas, según los datos de la Agencia Nacional de Telecomunicaciones (Anatel).

 

 

(Efe)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?