| 10/30/2005 12:00:00 AM

Telefónica compra a la británica O2 por US$31.600

El objetivo de la empresa es minimizar el riesgo en América Latina

El gigante español Telefónica acordó la compra de la operadora móvil británica O2 unos US$31.600 millones para entrar de esa forma en dos de los mayores mercados europeos de telefonía móvil, el alemán y el británico.

Telefónica, la quinta empresa de telecomunicaciones del mundo por valor de mercado, dijo el lunes que pagará 200 peniques por acción de O2, una prima del 22% con respecto al precio de cierre del viernes.

La compañía española, cuyas acciones fueron suspendidas en la Bolsa de Madrid, pretende crecer en Europa, después de años de expansión en América Latina.

Telefónica dijo que no tenía intención de emitir deuda y agregó que continuará con su programa de recompra de acciones. Asimismo, reafirmó su actual política de dividendos.

O2, la sexta compañía europea de telefonía celular, fue identificada hace tiempo como objetivo de una posible aferta de adquisición por tratarse de una de las pocas empresas europeas independientes y exclusivamente dedicadas a la telefonía móvil.

Deutsche Telekom AG y el grupo holandés KPN intentaron elaborar conjuntamente un plan para comprar O2 este mismo año, según informaron las propias empresas, pero no se alcanzó un acuerdo en este sentido.



Telefónica informó que la operación mejoraría inmediatamente su beneficio por acción y que había estructurado la financiación la operación para conseguir un rating A- o como mucho un escalón por debajo.

La compañía dijo que generará alrededor de US$352,8 millones anuales de costos de explotación y gastos de capital desde ahora y hasta 2008. El gasto único de lograr el ahorro será de US$39 millones de euros, dijo Telefónica.

Goldman Sachs y Citigroup asesoran a Telefónica en esta operación, mientras que JP Morgan y Cazenova actúan en nombre de O2.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?