| 1/10/2007 12:00:00 AM

Superávit comercial de China se dispara un 75%

China se ha convertido en el centro manufacturero de bajo costo en el mundo con una producción masiva de muebles, juguetes, calzado y otras mercancías, que suelen venderse con marcas registradas de empresas extranjeras.

Beijing.- El superávit comercial de China a nivel global en el 2006 se disparó en casi 75% respecto al año pasado y alcanzó la cifra sin precedente de 177.500 millones de dólares, dijo el miércoles la agencia estatal de noticias.

El comercio de China con el mundo elevó el superávit pese a la pequeña pero contante subida de la moneda china, el yuán, en los últimos 18 meses. Washington busca una apreciación más rápida con la esperanza de que los productos estadounidenses sean más accesibles para el consumidor chino y disminuya el déficit comercial de Estados Unidos con China.

Las exportaciones de China en el 2006 aumentaron 27,2% en comparación con el año pasado y llegaron a 969.000 millones de dólares, mientras las importaciones subieron 20% a 791.500 millones de dólares, dijo la agencia noticiosa Xinhua al citar datos de la Administración General de Aduana.

El superávit comercial de China con el mundo fue de 102.000 millones de dólares en el 2005.

Xinhua no presentó un desglose de los resultados por país, pero se prevé que el déficit comercial de Estados Unidos con China supere la marca de 202.000 millones de dólares registrada en el 2005. China tiene un superávit comercial a escala mundial menor que Estados Unidos porque enfrenta situaciones de déficit con otros países.

El comercio total de China aumentó 23,8% el año pasado a 1 billón 760.000 millones de dólares, según Xinhua. Los 27 países de la Unión Europea fueron su socio comercial principal, seguidos por Estados Unidos y Japón.

 

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?