| 6/9/2009 12:00:00 AM

Suiza debate qué hacer con inversión en UBS

Las negociaciones ocurren cuando otros bancos globales van a comenzar a pagar sus rescates.

ZURICH - El Gobierno suizo está en conversaciones con varias partes sobre su inversión en el banco UBS AG, pero aún no ha decidido si convertir su deuda en acciones o venderla, dijo el martes el Ministerio de Finanzas.

Berna acordó en octubre darle al mayor banco suizo una inyección de 6.000 millones de francos suizos (US$5.500 millones) a cambio de notas de conversión obligatoria (MCN) que le darían una participación de un 9,3 %. El período de resguardo de las notas terminó el martes.

El Ministerio de Finanzas dijo que está analizando varias "posibilidades de transacción" en sus conversaciones y que tomará una decisión oportunamente.

Además, reiteró que el Gobierno sólo planea seguir involucrado por un período limitado y dijo que su objetivo principal es asegurar un sistema financiero estable, por lo que pretende recuperar la mayor parte posible de la inversión estatal.

"La conversión definitivamente vendrá pronto. Ninguna de las partes está interesada en que esto siga, dado que causa incertidumbre", comentó la analista de Vontobel Teresa Nielsen.

"No se trata de si el Gobierno hará la conversión, sino de cuándo y cómo", aseguró.
UBS, la mayor firma de administración de riqueza del mundo en términos de activos, fue obligada a aceptar el respaldo del Gobierno luego de que sus inmensas inversiones en activos riesgosos en Estados Unidos la forzaran a asumir miles de millones de dólares en amortizaciones y la mayor pérdida anual de la historia corporativa suiza en el 2008.

Las acciones de UBS subían un 0,6 %, a 14,93 francos suizos, en línea con un avance del índice sectorial europeo.

(US$1 = 1,096 francos suizos)

 

 

 

(Reuters)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?