| 3/11/2009 12:00:00 AM

S&P no vislumbra mejoría en Cemex aún tras refinanciar su deuda

(MONTERREY) La cementera mexicana Cemex probablemente logrará refinanciar su pesada deuda sin que el Gobierno de México la respalde, sin embargo podría tomarle un largo tiempo volver a gozar de una elevada calificación crediticia, dijo el miércoles la agencia Standard & Poor's.

Fitchi y Standard & Poor's bajaron el martes las calificaciones crediticias de Cemex, un día después de que la tercera mayor cementera del mundo no lograra colocar un bono por US$500 millones mientras lucha por refinanciar deuda por US$4,100 dólares que vence este año.

Pero las acciones de la firma ganaron el martes más de un 14% por expectativas de que el Gobierno mexicano podría ayudar a Cemex respaldando su deuda, pese a que analistas consideran que la gigante cementera no requiere ayuda.

"Creemos que Cemex va a ser capaz de refinanciar una parte significative de su deuda con los bancos", dijo Juan Pablo Becerra, analista de Standard & Poor's a Reuters.

Sin embargo, ese refinanciamiento no resultaría en una inmediata mejoría de la calificación crediticia de la compañía, con sede en la industrial ciudad de Monterrey, dijo José Coballasi, analista de crédito de S&P.

"Pensar que la calificación regrese a niveles en que estaba en el corto plazo no es un posibilidad", dijo Coballasi.

"Para una mejora en la calificación, hay que ver si hay una estabilización de cuestiones macroeconómicas, si hay un refinancimiento por parte de la empresa no sólo de 2009 pero también de 2010 y de 2011 y también una reducción de su deuda", agregó Becerra.

Standard & Poor's recortó la nota de Cemex en cinco escalones a "B-" desde "BB+", en su segunda baja en este año. La agencia redujo en enero la nota de Cemex a "BB+" desde "BBB-".

Una calificación más baja eleva los costos de tomar crédito a una compañía pues los inversionistas la consideran como una señal de una mayor probabilidad de impago.

Cemex llevó a cabo en el 2007 la mayor adquisición en su historia, elevando su deuda a casi 19,000 millones de dólares al cierre del año pasado, pero ha estado lidiando con presiones de repago de corto plazo en medio de difíciles condiciones del mercado ante la crisis financiera global.

Cemex acudió con sus bancos a finales del 2008 para refinanciar deuda que vencía y había planeado rellenar un agujero de financiamiento vía emisiones en mercados internacionales.

La compañía planea pagar US$3,600 millones en deuda este año con flujo libre de caja y ventas de activos, pero los inversionistas temen que tenga dificultad para vender en medio de la crisis global.

Las acciones de Cemex subieron un 6.74 %a 7.60 pesos. En Nueva York, sus papeles treparon un 8.68 %a  US$5.01 dólares.

 

 

(REUTERS)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?