| 1/22/2012 2:00:00 PM

Santos: no hay que precipitarse en buscar paz en Colombia

El presidente Juan Manuel Santos reiteró el domingo que dialogará con las FARC siempre y cuando su gobierno vea buena voluntad de parte de ese grupo guerrillero de querer de verdad un acuerdo de paz.

"La situación es igualita a la que hemos tenido en el pasado reciente: la voluntad del gobierno de abrir diálogo existirá cuando tengamos una prueba y un convencimiento de que hay voluntad de la contraparte para llegar a un acuerdo", expresó el jefe de Estado en una entrevista con el diario bogotano El Espectador.

Según dijo, "lo que no podemos permitir, por ninguna circunstancia, es que se repita lo que han hecho las FARC durante tanto tiempo y por tantas veces, y es aprovechar cualquier reposo, cualquier diálogo, cualquier intento de negociación, para fortalecerse militar y políticamente".

El mandatario reconoció que "ha habido mucho rumor" sobre una eventual negociación con las rebeldes Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC). "Todo el mundo quiere ser 'pazólogo', intermediario o vocero, y eso es lo que dificulta cualquier proceso".

En su concepto, "si hubiese algún acercamiento (con las guerrillas), ustedes (los periodistas) serían los últimos en saberlo".

"La paz, si viene, vendrá cuando las circunstancias se den. No hay que precipitarlas, no hay que tener afán para buscarla. Si se dan esas circunstancias, pues se comienza un diálogo, y si no, pues que el que venga afronte la situación como mejor le parezca", expresó.

Sin mencionarla directamente, Santos pareció referirse a la propuesta del martes de una organización no gubernamental que encabeza la ex senadora Piedad Córdoba, que invitó al gobierno y a las guerrillas de las FARC y del Ejército de Liberación Nacional (ELN) a un cese al fuego de al menos 90 días como primer paso hacia un eventual diálogo.

"Propuestas como esas lo que hacen es intervenir negativamente", dijo.

El 9 de enero, el máximo jefe de las rebeldes FARC, Rodrigo Londoño Echeverri (alias "Timochenko") publicó en la página oficial del grupo un extenso escrito en el que le propuso a Santos "retomar la agenda que quedó pendiendo en El Caguán", en referencia al municipio de San Vicente del Caguán, 280 kilómetros al sur de Bogotá, donde se mantuvieron los diálogos entre la organización rebelde y el gobierno del presidente Andrés Pastrana (1998-2002).

"Que se olviden (las FARC) de un nuevo Caguán", respondió el presidente de inmediato.

En la entrevista del domingo, también Santos fue consultado por el nombramiento del general Henry Rangel Silva como nuevo ministro venezolano de Defensa, alguien que ha sido señalado por el gobierno de Washignton de tener vínculos con narcos y la guerrilla colombiana.

"Parte de los acuerdos que tenemos con el presidente (Hugo) Chávez es el de respetar los asuntos y las decisiones internas de cada país", respondió.

Agregó que "cualquier comentario o reclamo lo tramitaremos a través de los canales diplomáticos, no a través de los micrófonos".

Reiteró que el tema de una eventual reelección suya sólo lo tratará a mediados del próximo año.

Santos, un economista de 60 años, se posesionó como presidente de Colombia el 7 de agosto de 2010 para un periodo de cuatro años.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?