| 8/25/2011 2:00:00 PM

Rusia aplaza lanzamiento de satélite Glonass tras accidente de carguero

Rusia aplazó hoy el lanzamiento de un satélite del sistema de navegación Glonass, la alternativa rusa al GPS estadounidense, tras la catástrofe del carguero espacial Progress M-12M que se estrelló la víspera en Siberia.

Moscú - "Se ha tomado la decisión de retirar el cohete (portador Soyuz-2) de la rampa de lanzamiento", afirmó Oleg Ostápenko, comandante de las Fuerzas Espaciales de Rusia.

El lanzamiento del satélite tendrá lugar previsiblemente en septiembre, precisó Ostápenko y añadió que se realizarán inspecciones de todos los equipos del cohete y también de su documentación.

Una comisión estatal especial convocada a raíz de la destrucción del carguero Progress decidió postergar esta mañana los lanzamientos de las naves Soyuz, pero dejó en el aire por unas horas la decisión sobre el cohete Soyuz-2, cuyo lanzamiento estaba previsto para mañana.

El primer ministro de Rusia, Vladímir Putin, ordenó hoy a Roscosmos, la agencia espacial rusa, endurecer los controles de calidad en la fabricación de aparatos espaciales y sus partes, especialmente antes de su lanzamiento.

El Progress, con cerca de tres toneladas de carga que tenían como destino la Estación Espacial Internacional, se estrelló ayer en la república rusa de Altái, en el sur de Siberia, poco después de su lanzamiento desde el cosmódromo de Baikonur (Kazajistán).

La suspensión de los lanzamientos de los Soyuz se produce dos días después de que Roscosmos anunciase igual medida respecto de los cohetes portadores Protón y los bloques aceleradores Briz-M.

La decisión fue adoptada tras la fallida puesta en órbita del satélite de telecomunicaciones Express-AM4.

EFE
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?