| 8/24/2006 12:00:00 AM

Retrasos en TLC con EE.UU. perjudican exportadores Colombia y Perú

Los negociadores comerciales colombianos se quejan de que su país está siendo castigado injustamente porque la Casa Blanca rehúsa promover ante el Congreso los acuerdos bilaterales antes de las elecciones legislativas de noviembre en Estados Unidos.

Bogotá.- Algunos importantes exportadores de Colombia temen ser perjudicados con gravámenes de hasta un 20% para vender sus principales productos en Estados Unidos a menos que se renueven las preferencias arancelarias que Washington concede a los países andinos por su lucha contra las drogas y que vencen el 1 de enero.

En Perú también están a la expectativa esperando que se concrete en Estados Unidos la ratificación del acuerdo comercial que firmaron desde fines del 2005.

"Para nosotros es una cuestión de vida o muerte", afirmó Iván Amaya, presidente de la Asociación de Fabricantes de Textiles. Washington otorgó privilegios a miles de productos de Colombia, Perú, Ecuador y Bolivia desde 1991 para impulsar la diversificación de la economía y desincentivar el narcotráfico.

La industria textil colombiana exportó 600 millones de dólares en ropa que entró en 2005 a Estados Unidos sin pagar aranceles, lo que equivale a un tercio del total de su producción de esos productos. Pero si cesan los privilegios unilaterales y se restaura la tarifa aduanera del 18% en Estados Unidos, podrían perder millones de dólares.

Otros exportadores colombianos, como la industria de flores que vende en las semanas previas al Día de San Valentín buena parte de sus 758 millones de dólares de exportaciones a Estados Unidos, también están desesperados.

El presidente Alvaro Uribe, el más firme aliado estadounidense en Latinoamérica, apostó al Tratado de Libre Comercio para reemplazar los privilegios a punto de caducar. El tratado fue criticado porque Colombia prácticamente obvió los 17.000 millones de dólares que los agricultores estadounidenses reciben en subsidios cada año, poniendo en franca desventaja competitiva a sus pares colombianos.

La ratificación ha sido dilatada por la negativa de la Casa Blanca en notificar al Congreso el acuerdo, quizás temiendo que ese tema tan politizado afecte las posibilidades de reelección de varios legisladores republicanos, según negociadores colombianos y asesores en el Congreso estadounidense.

Legisladores estadounidenses que asistieron el 7 de agosto a la inauguración del segundo período presidencial de Uribe dijeron a los colombianos que no esperen acción alguna este año respecto al TLC. Durante su campaña, Uribe expresó que el tratado creará 380.000 nuevos empleos y una bonanza de inversiones en los próximos años.

"Nos angustia muchísimo que llegue el 31 de diciembre, culmine la vigencia de preferencias unilaterales y no tengamos en tránsito o aprobado en el Congreso norteamericano el TLC y tampoco tengamos una extensión de las preferencias para poder mantener el ritmo creciente de las exportaciones", dijo Uribe poco después de iniciar su segundo mandato de cuatro años.

Gretchen Hamel, un vocero de la oficina del Representante de Comercio de Estados Unidos, dijo que están "moviendo tan rápido como es posible" el acuerdo con Colombia y aclaró que depende del Congreso extender las preferencias aduaneras actuales.

El tratado con Colombia será el mayor de Washington en el hemisferio desde que en 1994 suscribió el Tratado de Libre Comercio con México y Canadá.

Por su parte Perú es un poco más optimista de que su tratado de libre comercio sea ratificado por el Congreso estadounidense antes del 31 de diciembre. Removería las barreras comerciales a 1.600 millones de dólares en exportaciones, 31% del total peruano, con destino a Estados Unidos.

"La ratificación no pasará por inercia", dijo Pablo de la Flor, el ex jefe negociador de Perú. Por ello el gobierno peruano nombró un enviado especial en Washington para cabildear a favor de que el texto sea enviado al Congreso.

Una acuerdo comercial con cinco naciones de Centroamérica y la República Dominicana fue ratificado por margen de apenas dos votos en el Congreso estadounidense de mayoría republicana. "Si ganan los demócratas el escenario sería muy diferente y hasta ahora se está analizando", dijo a la AP el jefe del equipo negociador colombiano, Hernando Gómez.

En Perú, algunos empresarios se comprometieron con sus clientes a pagar los aranceles si el TLC no es aprobado y las tarifas actuales no son extendidas.

"Las exportaciones siguen creciendo, pero dentro de los límites de la incertidumbre sobre lo que ocurrirá en los próximos meses", dijo Ricardo Limo, un oficial de la agencia de promoción comercial de Perú.
 
 
Fuente: AP


¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?