| 9/17/2007 12:00:00 AM

Resuelto conflicto entre Kaspersky Lab y Zango

Este fallo judicial defiende el derecho de los usuarios a elegir qué software quieren instalar en sus ordenadores

Moscú_  Kaspersky Lab, empresa líder en el diseño de soluciones de manejo seguro de contenidos, anunció que la Corte de Washington falló a favor de Kaspersky Lab, declinando la demanda presentada por la compañía de software publicitario Zango.

Zango había presentado una demanda exigiendo que Kaspersky Lab deje de impedir la instalación de sofware publicitario potencialmente indeseable. Zango pidió que sus programas sean calificados como "inofensivos".

El juez de la Corte de Washington John Coughenour motivó su fallo aduciendo que Kaspersky Lab está libre de responsabilidad, de conformidad con la ley Communications Decency Act que dice: "ningún proveedor o usuario de servicios interactivos informáticos será responsable por cualquier acción asumida conscientemente y de buena fe para limitar el acceso a materiales que el proveedor o usuario considere indecentes, indecorosos, depravados, excesivamente violentos, fastidiosos o por otros motivos indeseables, o por cualquier otra acción asumida con el objetivo de brindar a los proveedores de información u otras personas medios de limitar el acceso a estos materiales".

Este fallo judicial defiende el derecho de los usuarios a elegir qué software quieren instalar en sus ordenadores. El fallo de la corte también confirma el derecho de las compañías antivirus a bloquear cualquier software que en su opinión pueda ser indeseable o potencialmente peligroso para los ordenadores de sus clientes. Los productos de Kaspersky Lab están diseñados para cumplir estas funciones, dándole al usuario el derecho a elegir cuál software sospechoso quieren bloquear y cuál no.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?