| 12/17/2011 8:30:00 AM

Reino Unido celebra el levantamiento de las sanciones sobre bancos libios

El ministro británico de Exteriores, William Hague, celebró hoy la decisión del Consejo de Seguridad de la ONU de levantar las sanciones económicas a los bancos Libios, algo que calificó como "otro momento significativo" de la transición del país.

El Consejo de Seguridad de la ONU acordó ayer el levantamiento de las sanciones económicas impuestas al inicio del conflicto libio sobre el Banco Central de Libia y una de sus entidades subsidiarias, el Banco Exterior Árabe Libio (LAFB).

Hague explicó en un comunicado que el Gobierno de Libia "podrá a partir de ahora a tener acceso a importantes fondos necesario para ayudar a la reconstrucción del país, respaldar la estabilidad y asegurar que los libios pueden hacer las transacciones necesarias del día a día".

El ministro añadió que se está trabajando para asegurar que la Unión Europea responderá a la decisión de la ONU y aprobará la legislación necesaria para desbloquear alrededor de 6.500 millones de libras (7.750 millones de euros) bloqueados en el Reino Unido.

De acuerdo con la medida aprobada por el comité de sanciones del Consejo de Seguridad las nuevas autoridades libias podrán disponer para reconstruir el país y sus instituciones de fondos hasta ahora bloqueados por las resoluciones aprobadas en febrero y marzo pasados por el máximo órgano internacional de seguridad.

Las autoridades libias habían pedido hace unos días que se levantaran las sanciones sobre el Banco Central de Libia y el Banco Exterior Árabe Libio (LAFB), algo que el comité de sanciones estudió y aprobó este viernes ante la falta de objeciones por parte de los miembros del Consejo de Seguridad.

EFE
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?