| 7/24/2009 12:00:00 AM

Regulación necesita de grandes cambios: Geithner

El secretario del Tesoro de Estados Unidos, Timothy Geithner, dijo el viernes que estaba dispuesto a trabajar con los legisladores para darle forma a la reformulación de las regulaciones financieras, pero insistió en que eran necesarios grandes cambios.

WASHINGTON  - La crisis financiera de los últimos dos años muestra que el sistema financiero "fracasó en su responsabilidad más básica" de suministrar protección al consumidor y al crédito y eso no puede suceder nuevamente", dijo en comentarios adelantados para su testimonio ante la Comisión de Servicios Financieros de la Cámara de Representantes.

Geithner dijo que la economía estadounidense había soportado daños "indiscriminados e implacables" como resultado de la crisis, desde gente que perdió sus empleos y viviendas hasta empresas que quebraron, cierre de bancos y muchos mercados fracasando como suministradores de crédito.

Dijo que las reformas propuestas por el Gobierno del presidente Barack Obama -buena parte de las cuales ya han sido enviadas al Congreso aunque aún deben redactarse en forma de una legislación final- son vitales para tener a los bancos y otros participantes del mercado bajo un control más estrecho.

Firmas de Wall Street fueron culpadas de "comprar" las regulaciones laxas en el pasado y de incrementar el tamaño de sus esfuerzos de cabildeo en el Congreso para evitar las regulaciones -prácticas que según el Gobierno las nuevas regulaciones ayudarán a ponerle fin.

Las propuestas "alterarían sustancialmente la capacidad de las instituciones financieras para escapar a la regulación, de que escojan qué regulador se ajusta mejor a sus casos, que reformulen el contenido de regulaciones futuras y que continúen con las prácticas financieras que fueron lucrativas para partes de la industria por algún tiempo, pero que al final demostraron ser muy dañinas", dijo Geithner.

De hecho, muchos banqueros en Wall Street ya tratan de suavizar alguna de las propuestas, entre ellas una para la Agencia de Protección Financiera al Consumidor, algo que Geithner instó a los legisladores a respaldar.

El secretario destacó que muchas instituciones no bancarias como corredores hipotecarios y compañías hipotecarias independientes, firmas de crédito al consumidor y de operaciones de préstamos contra salarios actualmente pueden operar sin ningún tipo de supervisión federal.

Sostuvo que tener una agencia que cuide los intereses de los consumidores en sus transacciones, no sólo con los bancos sino también con firmas financieras no bancarias, ayudará a bloquear los intentos de los bancos de encontrar al regulador más débil y demorar el cumplimiento de las reglas.


Debido a que los bancos y los corredores hipotecarios emitieron grandes cantidades de estos préstamos sin asegurarse adecuadamente que los prestatarios podrían pagar las deudas, muchas hipotecas subprime cayeron en incumplimiento de pago y ayudaron a incrementar la liquidación de viviendas a niveles más y más grandes, dijo.

"Les tomó a las agencias bancarias federales llegar hasta fines de junio del 2007 para alcanzar un consenso final sobre la imposición de guías de supervisión sobre las hipotecas subprime", afirmó Geithner. "Para entonces ya era demasiado tarde", lamentó.

 

 



(Reuters)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?