| 1/25/2007 12:00:00 AM

Reconocimiento para EPM

Ya se están negociando las primeras 200.000 toneladas de gas carbónico (CO2) reducidas por ambas centrales.

Medellín.- La Convención Marco de las Naciones Unidas para el Cambio Climático, registró el desarrollo hidroeléctrico del río La Herradura, con sus centrales La Vuelta y La Herradura, como nuevo proyecto que cumple con los requisitos del Mecanismo de Desarrollo Limpio (MDL). Este instrumento fue creado por el Protocolo de Kyoto para apoyar la reducción de las emisiones de Gases Efecto Invernadero (GEI), causantes del cambio climático.

Con este logro, avalado por la ONU con el código 0735 del 15 de enero de 2007, se ratifica el liderazgo de EPM en esta materia, debido a que es una de las pocas empresas en el mundo que tiene más de un proyecto registrado por este organismo multilateral. Cabe recordar que a principios del año anterior se oficializó la inclusión del parque eólico Jepírachi, el primero en su género en Colombia.

Al manifestar su satisfacción por esta buena noticia, el Gerente General de EPM, Juan Felipe Gaviria Gutiérrez, aseguró que se refrenda el compromiso de esta empresa con la sostenibilidad. Resaltó el esfuerzo del equipo de profesionales de Generación Energía de EPM, quienes durante más de cuatro años avanzaron, de la mano con la firma MGM International, en el cumplimiento de los requisitos ante la Convención Marco de la ONU para el Cambio Climático.

La Vuelta y La Herradura son dos plantas hidroeléctricas situadas sobre el río La Herradura, en la confluencia de los municipios de Cañasgordas, Frontino y Abriaquí, al occidente antioqueño. Estas centrales, que en conjunto generan 31.5 megavatios (MW), producen energía limpia usando un recurso energético renovable y permitiendo la reducción de emisiones de dióxido de carbono (CO2), debido al desplazamiento de electricidad generada en centrales térmicas a partir de combustibles fósiles.

El proyecto fue formulado, a riesgo compartido, con la firma MGM International, que además de su aporte en el desarrollo del proyecto como MDL, también lideró el proceso de registro y de venta de los Certificados de Reducción de Emisiones (CRE) en el mercado del carbono.

Con este cometido se están negociando las primeras 200.000 toneladas reducidas, contadas desde el 1 de enero de 2005. El cálculo de la reducción de emisiones se realiza según la cantidad de energía que genere el proyecto, de acuerdo con la fórmula especificada en la denominada “metodología país”, en cuyo desarrollo EPM fue protagonista de primera línea.

Se espera que La Vuelta y La Herradura reduzcan entre 50 mil y 60 mil toneladas de CO2 por año, lo cual depende de la constancia en su generación. Esto quiere decir que EPM puede negociar otros CRE posteriores al 2009 y hasta el 2012, fecha en la cual se cumple el plazo especificado en el Protocolo de Kyoto para la vigencia de este mecanismo.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?