| 9/2/2009 12:00:00 AM

Productividad empresarial en EE.UU. sube 6,6 %

La productividad de las empresas estadounidenses en el segundo trimestre del año subió más de lo reportado preliminarmente, ya que las compañías recortaron costos para proteger sus ganancias, mostraron el miércoles datos del Gobierno.

WASHINGTON - El informe del Departamento de Trabajo dijo que la productividad no agrícola subió a una tasa anual de 6,6 % en lugar del 6,4 % reportado anteriormente. Fue el mayor incremento en la productividad desde el tercer trimestre del 2003.

La productividad subió a un ritmo anual del 0,3 % en el primer trimestre.

Los analistas consultados por Reuters esperaban que la productividad, que mide la producción del trabajador por hora, no registrara cambios frente al dato preliminar de un avance de 6,4 % en el segundo trimestre.

La producción, medida a base anual, marcó una baja de 5,5 %.

Comparado con el mismo trimestre del año pasado, la productividad empresarial subió un 1,9 %.

Las horas trabajadas bajaron a un ritmo de 7,6 % en el periodo abril-junio frente al primer trimestre, sin cambios con respecto a las estimaciones preliminares del mes pasado.

Los costos laborales unitarios, una medida de inflación y de presiones de ganancias observada de cerca por la Reserva Federal, bajaron 5,9 %, el mayor declive en nueve años.

Los analistas esperaban que los costos laborales unitarios bajaran un 5,8 % en el segundo trimestre. Los costos laborales unitarios descendieron un 5 % en el trimestre enero-marzo. En la comparación anual bajaron 1,2 %.

La compensación por hora subió a un ritmo de 0,3 % en lugar del 0,2 % reportado el mes pasado y la medición ajustada por inflación bajó un 1 % en vez del declive de 1,1%. La compensación frente al año pasado subió un 0,7 % y avanzó un 1,6 % en la medición ajustada por inflación

 

 


(Reuters)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?