| 6/6/2008 12:00:00 AM

Producción industrial alemana baja imprevistamente

Berlín.- La actividad industrial de Alemania bajó imprevistamente en abril, un dato que reforzó la imagen de un debilitamiento de la expansión económica y llevó a que algunos economistas cuestionaran si el Banco Central Europeo (BCE) realmente subirá las tasas de interés.

En términos desestacionalizados, el Ministerio de Economía dijo que la producción bajó 0,8 por ciento mensual en abril, contra las previsiones de un leve aumento. El rango medio de las proyecciones en un sondeo de Reuters entre 42 economistas la semana pasada apuntaba a un alza de 0,2 por ciento en la producción.

Los datos de la producción de marzo fueron revisados a la baja para mostrar una reducción de 0,8 por ciento. Previamente se había reportado una caída de 0,5 por ciento. "Las cifras son cualquier cosa menos satisfactorias, especialmente cuando se mira la revisión del mes anterior. Todo apunta a que disminuye el impulso de la economía en el transcurso del año," dijo Stefan Schilbe, economista de HSBC Trinkaus.

Los números débiles de la producción encajaron con otros informes recientes que apuntaban a una desaceleración de la mayor economía europea tras un dinámico primer trimestre, cuando la firmeza del consumo privado ayudó a impulsar el crecimiento al ritmo más fuerte desde 1996.

Unos datos del jueves mostraron que los pedidos manufactureros se redujeron inesperadamente un 1,8 por ciento mensual en abril, ya que la demanda extranjera disminuyó fuertemente. Esa caída de los pedidos fue la quinta disminución consecutiva.

Los flojos datos de la producción del viernes también se conocen un día después de que el BCE dijera que podría elevar las tasas tan pronto como en julio, contra un contexto de crecientes presiones inflacionarias, un escenario que cuestionó el economista de UBS Martin Lueck.

Lueck dijo que los datos más flojos de la producción y los pedidos confirmaban la opinión de UBS, de que la actividad económica se modera en el área del euro. "Esto es importante, pues una desaceleración marcada en la zona euro continúa siendo el contexto de nuestra previsión actualizada para el BCE," agregó. "(...) el alza de tasas indicada por el presidente del BCE (Jean-Claude) Trichet ayer (jueves) será una señal de advertencia a fin de mantener controladas las expectativas de inflación, en lugar de un cambio fundamental hacia una postura monetaria más restrictiva," sostuvo el analista.

"A mediano plazo continuamos pensando que la brecha de la producción forzará al BCE a reducir las tasas," dijo Lueck.

En otros datos recientes que apuntan a una desaceleración en Alemania, las ventas minoristas disminuyeron por segundo mes seguido en abril y el desempleo se incrementó en mayo por primera vez en más de dos años. Un economista de Commerzbank, Matthias Rubisch, se mostró pesimista sobre el panorama económico alemán. "Claramente hay un cambio en la tendencia de la industria, el auge de los últimos dos años y medio ha terminado por ahora," dijo.

Por su parte, el Ministerio de Economía dijo en un comunicado: "la desaceleración de la actividad de los pedidos en meses recientes parece haber tenido un impacto." "Sin embargo, la producción había alcanzado un nivel alto antes. En los próximos meses, habrá que prever niveles de producción más cautelosos," añadió.


 

Reuters

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?