| 2/2/2010 12:10:00 PM

Posible partida de Google no preocupa a los usuarios chinos

La agencia de derechos del consumidor china no se vio inundada de cartas de protesta, a diferencia de las miles que recibió en un día cuando el juego de fantasía fue retirado debido a una riña intraburocrática.

Beijing.- La amenaza de Google de retirarse de China ha provocado escasas reacciones entre los 384 millones de usuarios de la internet en el país, al contrario de lo que sucedió cuando fue retirado un juego de roles a través de la internet, llamado "World of Warcraft", que gozaba de participación masiva.

Nadie ha expresado la clase de furia que llevó a 32.000 jugadores indignados a participar de una sesión de chateo por el juego desaparecido.

"Si Google se va de China, perderemos una máquina de búsqueda, pero nos quedan otras alternativas", dijo Deng Zhiluo, de 28 años, mercadotécnico en Beijing.

Añadió que si bien los resultados de Google son más "internacionales", la mayor parte de lo que quiere lo puede encontrar en el motor chino de búsqueda Baidu. "Para los locales, Baidu es suficiente".

La indiferencia de los chinos significa un reto para Google en el mercado de internet más populoso del mundo.

El mundo chino de la internet es juvenil, los menores de 30 años constituyen el 61,5% de los usuarios y la causa de Google no despierta apoyo popular entre los adolescentes y veinteañeros.

"Es como si en Estados Unidos dijeran, 'no puedes seguir usando Yahoo''', dijo T.R. Harrington, presidente de Darwin Marketing, una compañía de Shanghai especializada en máquinas de búsqueda. "¿Qué diría la gente? 'Qué me importa, usaré Google, intentaré con Bing y probaré algunas más... No me importa''', agregó.

Hace tres semanas Google amenazó con cerrar su motor local Google.cn, debido a ciberataques desde China e intentos de espiar a los disidentes.

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?