| 9/26/2008 12:00:00 AM

Patrulla Fronteriza de EEUU también es bendición económica

EL CENTRO, California, EE.UU. _ El aumento del número de agentes contratados por la Patrulla Fronteriza de Estados Unidos ha sido una bendición para las economías de los pueblos en la región limítrofe con México.

La Patrulla Fronteriza ha crecido a más de 17.000 agentes, comparado con 12.000 hace dos años y es casi el doble de lo que era hace ocho años. Ello ha dado vida a las economías de los pueblos y ciudades ubicados en la frontera con México, muchos de los cuales sufren de altas tasas de desempleo y pobreza.

"La Patrulla Fronteriza tenía una presencia ya notable hace dos o tres años, pero hoy esa presencia es abrumadora", dijo Ray Borane, ex alcalde de Douglas, Arizona, un pueblo de 17.000 habitantes cuya media decena de restaurantes están atestados de agentes de la Patrulla Fronteriza en la hora de almuerzo.

La economía cobra vida con estos agentes, que van a los restaurantes, comercios, gimnasios y otros establecimientos comerciales. Un campo de tiro al blanco depende casi exclusivamente de sus clientes patrulleros y las tintorerías no se dan abasto para lavar y planchar los uniformes verdes.

En muchos poblados, la Patrulla Fronteriza es una de las principales fuentes de empleo y ofrece puestos muy bien remunerados. Allí, un agente puede recibir 36.658 dólares al año al empezar y luego de tres años el sueldo aumentaría a 70.000 dólares anuales.

Los beneficios económicos son evidentes.

Jaime Rodríguez dice que por lo menos una vez por semana recibe a una familia de alguien empleado en la Patrulla Fronteriza en su empresa de construcción D.R. Horton Inc., en McAllen, Texas, donde se está construyendo un nuevo cuartel de la Patrulla Fronteriza.

En Eagle Pass, Texas, una población de 26.000 habitantes, el aumento en las contrataciones de la Patrulla Fronteriza ha inyectado 15.000 millones de dólares en la economía local en los últimos dos años y ha hecho aumentar en 15% la recaudación de impuestos de ventas con respecto al año anterior, dijo Sandra Martínez, directora ejecutiva de la Cámara de Comercio local.

En el condado de Yuma, Arizona, cientos de agentes recién contratados por la Patrulla Fronteriza han alquilado o comprado casas desde 2006, dijo Ken Rosevear, director ejecutivo de la Cámara de Comercio del condado.

El número de agentes de la Patrulla Fronteriza en el sector de El Centro en el sudeste de California ha aumentado de 707 en 2006 a 1.050 en la actualidad, y esa cifra saltará a 1.100 el año entrante, con lo que la Patrulla Fronteriza se ubicará entre uno de los principales empleadores en la región de 160.000 habitantes. A comienzos de este año, la oficina inauguró un cuartel en Imperial, a un costo de 17 millones de dólares.

Jon Edney, alcalde de El Centro, dijo que la Patrulla Fronteriza ha sido la mayor fuente de bonanza económica en la región desde que se inauguraron dos cárceles en California en los años 1990.

"Es algo enorme", dijo Edney, cuya hija de 18 años aspira a ser agente de la Patrulla Fronteriza. El novio de otra de sus hijas fue contratado por la Patrulla este año.

Edney, quien también administra una empresa de administración de propiedades, dijo que este año ha alquilado casas a una veintena de agentes, comparado con seis en todo el año pasado.

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?