| 8/27/2007 12:00:00 AM

Papeles del Cauca, dos años sin accidentes de trabajo

Cada año en Colombia se presentan más de 200.000 accidentes de trabajo.

Cali_ Papeles del Cauca, subsidiaria de Colombiana Kimberly Colpapel informó que cumple hoy su segundo año libre de accidentes de trabajo. Anualmente en el mundo, los trabajadores sufren aproximadamente 270 millones de accidentes en el trabajo. De acuerdo al Ministerio de Protección Social, cada año en Colombia se presentan algo más de 200.000 accidentes de trabajo, de los cuales cerca de 800 son mortales. El impacto económico en el país por este concepto alcanza la cifra del 4% del producto interno bruto.

De acuerdo a la legislación existente en Riesgos Profesionales (entre otras, decreto ley 1295 de 1994), todos los accidentes de trabajo que ocurren en las empresas deben ser reportados a la Administradora de Riesgos Profesionales a la cual se encuentra afiliada la empresa.

Para Colombiana Kimberly Colpapel, dos años, además consecutivos, sin accidentes laborales en su planta de Papeles del Cauca es un logro posible gracias al compromiso de la compañía con uno de sus principales valores: "la salud y la seguridad industrial de sus colaboradores", la cual se traduce en la gestión de riesgos liderada por una gerencia altamente comprometida con el tema y en la participación de los trabajadores en el reporte y la corrección de peligros; este hecho es de gran significado para una compañía de este tipo y magnitud ya que muy pocas compañías a nivel internacional han podido alcanzar esta meta.

Papeles del Cauca SA, con 776 trabajadores, es una empresa del sector industrial, dedicada a la manufactura y conversión de papel suave, productos higiénicos, faciales, servilletas y toallas de cocina, de las marcas Kleenex, Scott de Colombiana Kimberly Colpapel.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?