| 2/27/2009 12:00:00 AM

OEA: complicado lograr Ecuador-Colombia reanuden lazos

QUITO — El secretario general de la OEA José Miguel Insulza consideró "bastante complicado" superar la crisis entre Colombia y Ecuador, mientras el presidente Rafael Correa se mostró abierto a reanudar los vínculos solo si Bogotá cumple requerimientos "pendientes".

Durante un recorrido por la provincia de Esmeraldas, zona costera fronteriza con Colombia, Insulza expresó a periodistas que solucionar el conflicto entre los dos países "es bastante complicado porque el hecho que se provocó fue bastante complicado".

"Pero hemos verificado elementos importantes como la cartilla de seguridad (procedimientos de seguridad militar) que está vigente (y) permite algún contacto para ir resolviendo problemas", expresó.

Quito decidió romper sus relaciones diplomáticas con Bogotá como respuesta a la incursión militar colombiana del 1 de marzo a territorio ecuatoriano para atacar un campamento de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

La Organización de los Estados Americanos (OEA) intenta jugar un rol conciliador entre los dos países, para lo cual Insulza llegó el jueves a Ecuador. Se reunió con Correa, el canciller Fander Falconí y realizó el recorrido por la región fronteriza, en donde las autoridades ecuatorianas desean mostrarle las repercusiones del conflicto colombiano.

En las localidades de San Lorenzo y Borbón, Insulza recibió una amplia explicación de la situación de seguridad en la frontera por parte de las fuerzas armadas y visitó la oficina de la Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) que acoge a desplazados colombianos que huyen de la violencia en su país.

En el lado colombiano de la frontera operan grupos armados ilegales que suelen pasar a Ecuador en busca de provisiones, descanso y refugio aunque en los últimos meses, autoridades ecuatorianas han denunciado hechos de violencia por acción de presuntos paramilitares colombianos.

Correa dijo durante un acto en la sureña ciudad de Cuenca que "estamos abiertos a reanudar nuestras relaciones diplomáticas con el pueblo colombiano pero sobre la base del cumplimiento de los requerimientos pendientes".

"Necesitamos saber todos los detalles de esa artera agresión contra nuestra patria", en referencia a la operación del 1 de marzo en la selvática zona de Angostura, acotó.

Otros temas pendientes agregó son dejar de vincular al gobierno ecuatoriano con las FARC, indemnizaciones por el ataque del 1 de marzo y apoyo de Colombia para la asistencia a miles de refugiados colombianos en Ecuador. En el país han sido reconocidos unos 45.000 refugiados colombianos y están pendientes 60.000 solicitudes.

 

(AP)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?