| 9/5/2011 4:56:00 PM

Obama señala la infraestructura como la clave de la recuperación

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, señaló hoy a la reconstrucción de infraestructuras como la clave para recuperar el empleo e impulsar la recuperación económica de EE.UU., e instó al Congreso a dejar los "juegos políticos" y ponerse a trabajar.

Obama habló en Detroit ante la federación sindical AFL-CIO, tradicional aliada de los demócratas, con motivo del Día del Trabajo, que en Estados Unidos se celebra el primer lunes de septiembre.

El presidente se mantuvo cauto y no desveló ninguna de las medidas que presentará durante el esperado discurso sobre el empleo que dará ante las dos cámaras del Congreso el próximo jueves, aunque dio algunas pistas.

"El jueves, vamos a trazar un nuevo camino hacia adelante en la creación de empleos para hacer crecer la economía y poner a más estadounidenses a trabajar ahora mismo", dijo entre aplausos.

El presidente señaló que hay carreteras y puentes en todo el país que necesitan ser reconstruidas, pero la falta de acuerdo entre demócratas y republicanos para sacar adelante un plan bipartidista no ha hecho posible la puesta en marcha de un plan de empleo efectivo.

"Tenemos empresas privadas con el equipo y la mano de obra para hacer edificios. Tenemos más de 1 millón de trabajadores de la construcción desempleados dispuestos a ponerse manos a la obra ahora mismo", dijo Obama.

"Hay mucho trabajo por hacer y hay trabajadores dispuestos a hacerlo (...) sólo necesitamos que el Congreso que se ponga en marcha para poner a Estados Unidos de nuevo a trabajar", enfatizó.

Después de meses de acusaciones cruzadas y con una tasa de paro del 9,1 % que no ha hecho más que poner presión sobre Obama, cuya popularidad se ha visto resentida, el presidente se dirigió a sus opositores republicanos, quienes le acusan de falta de políticas.

"Vamos a ver si los republicanos del Congreso ponen el país antes que su partido". "Les vamos a dar un plan y les diremos ¿quieren crear trabajos, entonces pongan a los trabajadores de la construcción de nuevo a construir América", dijo.

"¿Quieren ayudar a las compañías a tener éxito? Entonces abran nuevos mercados para que puedan competir con sus productos. ¿Quieren decir que ustedes son el partido que recorta los impuestos? Bien, entonces, prueben que luchan por los recortes de impuestos a la clase media tanto como lo hacen por las compañías petroleras y las más influyentes de EE.UU.", enfatizó Obama.

El mandatario subrayó que el tiempo de "juegos políticos" en Washington, donde los republicanos tienen mayoría en la Cámara de los Representantes y los demócratas en el Senado, lo que dificulta los acuerdos legislativos, "se ha agotado". "Es tiempo de actuar".

"Estas son épocas duras para los estadounidenses que trabajan, y son aún más duras para aquellos que están buscando trabajo", agregó Obama, cuyo discurso fue recibido al grito de "cuatro años más" por parte de un público entusiasmado que reclamaba su segundo mandato.

El presidente haciendo referencia al Día del Trabajo destacó la labor de los sindicatos y los logros conseguidos a lo largo de las últimas décadas para que los empleados tengan un trato justo y unas condiciones mínimas como 40 horas laborales semanales, seguro médico y beneficios por jubilación.

"El trabajo que habéis hecho ha ayudado a construir la mejor clase media conocida hasta ahora", señaló, consciente de que "éstas son épocas duras para los estadounidenses que trabajan, y son aún más duras para aquellos que están buscando trabajo".

Por eso, "tenemos que hacer mucho trabajo para recuperarnos por completo de esta recesión", dijo el mandatario quien agregó que no estará satisfecho simplemente con volver adonde estaban antes de la recesión. "Debemos restaurar la clase media en Estados Unidos".

EFE

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?