Dinero.com Revista Dinero

Nuevo revés para la economía de Grecia

| 10/11/2012 12:28:00 PM

Nuevo revés para la economía de Grecia

La tasa de desempleo de Grecia rebasó el 25% y su mayor compañía anunció el jueves que abandonaría el país, un nuevo revés para una economía que según expertos alemanes no puede ser "salvada" sin que sus acreedores acepten una quita de deuda significativa.

El anuncio de la embotelladora de bebidas Coca Cola Hellenic (CCH), de que cambiará su principal centro de cotización bursátil de Atenas a Londres, y de que trasladará a Suiza su sede corporativa, es un duro golpe para una nación abrumada por su enorme carga de deuda.

La firma, que embotella Coca Cola y otras bebidas en 28 naciones desde Rusia a Nigeria, es la mayor compañía de Grecia por valor de mercado y pertenece en un 23 por ciento a Coca-Cola Co de Estados Unidos. Indicó que sus plantas griegas no se verían afectadas.

La noticia sobre CCH coincidió con datos que mostraron que el desempleo en Grecia subió por 35 mes consecutivo en julio a 25,1 por ciento, desde una cifra revisada de 24,8 por ciento en junio. La tasa de desocupación se ha más que triplicado desde que empezó la recesión en el país hace ya cinco años.

Un 45 por ciento de los griegos de entre 15 y 24 años no tiene trabajo, lo que ha provocado violentas protestas por las alzas de impuestos, recortes de gastos y despidos en el sector público exigidos por la Unión Europea y el Fondo Monetario Internacional (FMI) a cambio de más 200.000 millones de euros (258.030 millones de dólares) en préstamos desde el 2010.

Grecia está aún demasiado lejos de cumplir con sus objetivos.

La jefa del FMI, Christine Lagarde, se expresó a favor de otorgar al país heleno una extensión de dos años, hasta el 2016, en el plazo para reducir su enorme deuda al 120 por ciento de su PIB, desde el 165 por ciento reportado en 2011.

El FMI también está presionando a los prestamistas oficiales de Grecia como Alemania, el mayor contribuyente de fondos de la zona euro, para que asuma una quita de deuda griega similar a la que aceptaron los tenedores privados de bonos este año.

Puesto que debe afrontar elecciones en el 2013, Berlín se resiste a la idea. Pero los mayores institutos económicos de Alemania advirtieron el jueves que sin una mayor reestructuración de la deuda de Grecia, su economía no puede ser saneada.

"Sí, no creemos que Grecia pueda ser salvada", dijo Joachim Scheide, jefe de estimaciones del instituto IfW basado en Kiel, al ser consultado si los inversores en deuda griega tendrían que aceptar otra reducción.

"Necesitamos reestructurar la deuda griega, eso es lo que más ayudaría a Grecia", declaró.

La canciller de Alemania, Angela Merkel, recibida por airados manifestantes el martes en su primera visita a Atenas desde que emergió la crisis de deuda, se opone a una nueva reestructuración, al menos hasta después de que los alemanes acudan a las urnas el próximo septiembre.

Su viaje se produjo en momentos en que el Gobierno griego está entrampado en negociaciones con los prestamistas internacionales de la "troika" para aplicar nuevas medidas de austeridad que aseguren el próximo tramo de ayuda de Atenas de 31,5 millones de euros.

Sin esos fondos, el Gobierno griego sostiene que se quedará sin dinero para fines del mes próximo.

REUTERS                                                               

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

>

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×