| 6/25/2009 12:00:00 AM

Nuevo jefe de Toyota promete cambios en inicio "tormentoso"

El nuevo presidente de Toyota Motor Corp y nieto del fundador del grupo, Akio Toyoda, advirtió el jueves que la industria afronta otros dos años duros y presentó un plan para devolverle la rentabilidad a la mayor automotriz del mundo.

TOKIO - Toyoda, de 53 años, tomó la jefatura de la firma dos días atrás en medio de una feroz recesión global que ha arrastrado a dos de los tres grandes fabricantes de autos de Estados Unidos a la bancarrota y producirá más pérdidas en Toyota.

"La nueva Toyota iza las velas en aguas muy tormentosas", comentó Toyoda en su primera conferencia de prensa desde que asumió.

"Pero en este momento trabajamos a toda velocidad para recortar costos e impulsar las ventas con la ayuda de varios incentivos gubernamentales", añadió.

"Queremos hacer todo lo posible para evitar un tercer año consecutivo de pérdidas", señaló, al tiempo que anunció que asumirá un recorte de su salario del 30 % en el primer año.

Toyoda dijo que el objetivo de la empresa de recortar 800.000 millones de yenes (US$8.320 millones) en costos fijos en el año que termina en marzo era "sólo un punto de partida" y se comprometió a conducir a la compañía a un ritmo que fuera más manejable y dirigido hacia necesidades regionales específicas.

ESTRUCTURA

La nueva estructura gerencial designará a cuatro de los cinco vicepresidentes ejecutivos a regiones separadas para permitir una toma de decisiones más veloz, indicó.

Será asistido por el ex jefe de ventas de Estados Unidos, Yoshimi Inaba, que dirigirá a Toyota Motor North America desde Nueva York.

Toyota también abandonará su estrategia de intentar ser un proveedor de línea completa y, en cambio, ofrecerá otros productos más enfocados en cada región.

"Claro que nos gustaría ser capaces de abastecer todo a todos nuestros clientes, pero no sería lo correcto en este momento", afirmó Toyoda.

Los inversionistas acordaron que Toyota se había expandido demasiado lejos y demasiado rápido en los últimos años.

"Como reconoce la compañía, ha ido un poquito demasiado lejos en inclinarse hacia grandes vehículos como un motor de ganancias y perdió un poco el contacto con las necesidades del consumidor.

 

En cierto sentido, ha seguido los pasos de General Motors", comentó Shigeo Sugawara, gerente de inversiones de Sompo Japan Asset Management.

"Estimo que tendremos que esperar al menos cinco años para que el mercado automotor se recupere completamente, y eso significa que Toyota tendrá un exceso de capacidad en ese período a menos que sus productos estén a la altura de las necesidades de los consumidores", dijo.

(US$1 = 95,72 yenes)

 

 

 

 

(Reuters)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?