| 3/3/2011 3:00:00 PM

Nuevo aplazamiento en la reanudación de las operaciones de la Bolsa de Egipto

La Bolsa de Egipto anunció hoy un nuevo aplazamiento en la reanudación de sus operaciones, que están interrumpidas desde finales de enero, en esta ocasión para poder conversar con el nuevo primer ministro, designado hoy.

El Cairo - La última sesión de la Bolsa de Egipto se llevó a cabo el pasado 27 de enero, dos días después de que estallaran las protestas públicas que acabaron con el régimen de Hosni Mubarak, quien se mantuvo en el poder durante casi treinta años.

En esa última sesión, el principal indicador del mercado, el índice selectivo EGX30, se desplomó un 10,52%, y en la jornada previa cayó un 6,14%.

Desde días después de que se iniciara la rebelión popular, las autoridades bursátiles se han escudado en distintas razones para no reanudar las operaciones, incluyendo la agitación social, el cierre de los bancos y la pérdida de documentos.

En un comunicado dado hoy a conocer por la Bolsa de Egipto, las autoridades dijeron que la reanudación de las operaciones "será decidida después de las discusiones que se mantengan con el nuevo primer ministro".

La Junta militar que gobierna en Egipto desde la renuncia de Mubarak anunció hoy que había aceptado la dimisión que había presentado como primer ministro el general retirado Ahmed Shafiq, quien fue reemplazado por el exministro de Transportes Esam Sharaf.

Se espera que en las próximas horas Sharaf jure como jefe de Gobierno y anuncie la composición de su gabinete.

El comunicado oficial de hoy de la Bolsa de Egipto señaló que la decisión de aplazar "sine die" la reanudación de las operaciones había sido adoptada después de consultar a las autoridades supervisoras del mercado financiero y a los agentes bursátiles.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?