| 5/26/2010 10:40:00 AM

Nueva campaña busca combatir el soborno en el Distrito Capital

La Secretaría Distrital de Movilidad (SDM) y la Policía Metropolitana de Tránsito lanzan la nueva campaña pedagógica ‘Sea Legal', el soborno no es una salida... es una entrada a la cárcel, la cual busca generar conciencia ciudadana frente a las consecuencias negativas para la ciudad cada vez que se intenta sobornar a un funcionario público.

La SDM ha detectado que algunos dueños de vehículos que pueden ser inmovilizados por no atender las normas de tránsito buscan un acercamiento con los operarios de la grúa y/o agentes de tránsito para evitar la infracción.

Por ello y para mitigar estas situaciones, se desarrollan distintas estrategias internas encaminadas a formar especialmente en los principios y valores éticos a los funcionarios de la SDM, de la Policía Metropolitana de Transito y trabajadores en las concesiones.

De esta manera, la SDM reitera que la legalidad y la transparencia son dos elementos que siempre tienen que estar presentes en todas las acciones que realicen los servidores públicos y en la ciudadanía en general.

La legalidad y la transparencia se miran como derechos de obligatorio cumplimiento que garantizan al ciudadano un servicio de calidad, oportuno y eficiente. Tan así es que aspectos como trámites deben realizarse con la presencia del propietario del vehículo infractor o un apoderado que debe ser abogado.

"Queremos recordarle a los ciudadanos que la accesibilidad y las características de los servicios que presta la Secretaría de Movilidad son amables, dignos, eficientes y transparentes y, como tal, no deben acudir a ningún tipo de tramitador para realizar sus trámites. Así mismo, que tampoco intenten sobornar a los agentes de tránsito a los funcionarios, pues se puede constituir en un cohecho, que puede ser sancionado hasta con 96 meses de arresto", afirmó la directora de Servicio al Ciudadano de la SDM, Edna Piedad Cubillos.

‘Sea Legal,' el soborno no es una salida... es una entrada a la cárcel, no solo es una campaña que busca neutralizar la corrupción, hace parte de una estrategia para eliminar largas filas a la hora de realizar un trámite. Para tal efecto, existe una oficina dedicada exclusivamente a verificar la autenticidad de los documentos y para unificar los procesos en el SuperCade Calle 13, SuperCade Américas, SuperCade de Suba y SuperCade 20 de Julio. Estos logros han permitido a la entidad brindar tranquilidad al ciudadano en la realización de sus trámites de movilidad.

¿En qué consiste la campaña?

En cualquier momento en que un ciudadano esté dentro del SuperCade de Movilidad puede recibir por parte de funcionarios autorizados una tarjeta alusiva a la campaña en donde, además, se le informará de los distintos servicios que se prestan y sobre los diferentes canales de atención para recibir información o denunciar anomalías dentro del proceso que va a realizar.

El propósito es mostrarle que por sí misma, cada persona puede realizar los trámites que necesite sin ningún tipo de intervención de nadie más.

Los procesos en los cuales más se presentan situaciones irregulares son: falsedad de marcas, falsedad en documento público, falsedad en documento público agravado por el uso, fraude a resolución judicial, falsedad personal y daño en bien público.

En este punto es de particular importancia el llamado a los ciudadanos, pues en la mayoría de denuncias por falsedad de documento público, los conductores afirman haber recurrido a los tramitadores para diligenciar documentos como la licencia, lo cual en alguna instancia le puede acarrear consecuencias de tipo legal.

Se han detectado casos de poderes falsos, presentados para el retiro de vehículos inmovilizados, la mayoría con sellos y firmas falsas de las notarias y otros que los propietarios de los vehículos estaban siendo suplantados.

Las cifras

Según la Policía Metropolitana de Tránsito, en 2009 se registraron 12 intentos de soborno a uniformados, con una disminución del 73 por ciento, presentándose 32 casos menos que el año anterior. En los 12 casos, los responsables fueron judicializados por violar el artículo 407 del Código Penal, es decir, dar u ofrecer dinero a un funcionario público, en este caso a los uniformados.

En 2010, las autoridades han registrado tres casos, dos en la avenida ElDorado con carrera 13 y otro en la avenida Calle 26 con avenida Boyacá. La suma en dineros ofrecidos a los agentes de policía oscilan entre los 20 mil y 60 mil pesos en los casos referidos.

Las localidades de Engativá y Kennedy ocupan el primer lugar donde se registran los mayores intentos de soborno a uniformados, le sigue Bosa, el sector de Paloquemao y el sector de Fátima.

En lo corrido del 2010, los uniformados han capturado 33 personas en flagrancia en el SuperCade de Movilidad; en el 2009 la cifra fue de 323 detenidos.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?