| 8/3/2009 12:00:00 AM

Multan al Bank of America por engañar a inversionistas

El Bank of America, uno de los principales bancos de Estados Unidos, aceptó pagar una multa de US$33 millones para resolver la acusación gubernamental de que engañó a los inversionistas sobre los planes de Merrill Lynch de pagar bonos a sus empleados, dijeron las autoridades reguladoras el lunes.

WASHINGTON  — Cuando solicitó la aprobación del gobierno para la compra de Merrill, el Bank of America dijo a sus tenedores de acciones que el banco de inversiones acordó no pagar bonos de fin de año, sin el consentimiento del Bank of America.

La Comisión de Valores (SEC) afirmó, sin embargo, que el Bank of America había autorizado a Merrill el pago de US$5.800 millones en bonos.

Eso produjo un comunicado que el Bank of America mandó por correo a 283.000 accionistas sobre el acuerdo con Merrill, que fue "falso materialmente y engañoso", dijo la SEC en una declaración.

Los bonos representaban casi el 12% de los US$50.000 millones que el Bank of America pagó por Merrill, con sede en Nueva York.

El Bank of America accedió a pagar los US$33 millones para resolver la acusación, sin admitir ni negar la imputación. El acuerdo de pago está sujeto a aprobación judicial. Los voceros de BofA no respondieron de inmediato las llamadas hechas el lunes por la tarde en busca de declaraciones.

"Las compañías deben darle a los accionistas toda la información material sobre las transacciones corporativas que les piden aprobar", afirmó el director de la división de aplicación de regulaciones de la SEC, Robert Khuzami.

"Abstenerse de revelar que una compañía en problemas pagará miles de millones de dólares en pagas extraordinarias por desempeño viola obviamente ese deber", agregó.

 

 


(AP)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?