| 7/17/2009 12:00:00 AM

Mercado energético atento a oleada tropical en el Atlántico

Una oleada tropical en el Atlántico Central tiene una pequeña posibilidad, menor al 30 %, de convertirse en un ciclón en las próximas 48 horas, pronosticó el viernes el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos (CNH).

NUEVA YORK  - Si el sistema, que está a unas 700 millas (1.126,3 kilómetros) al oeste-suroeste de las Islas Cabo Verde, se convierte en una tormenta tropical con vientos entre 39 y 73 millas por hora (62 y 117 kilómetros) , podría ser llamado Ana, el primer nombre para una tormenta en la temporada de huracanes del Atlántico.

"El desarrollo de este sistema, si ocurre, previsiblemente será lento porque se mueve con dirección oeste a una velocidad entre 10 y 15 millas por hora" dijo el CNH.

El año pasado, en esta época, ya se habían formado dos tormentas en la cuenca del Atlántico.

La cuenca permanecía en calma y no se preveía ningún desarrollo al menos hasta el sábado, según AccuWeather.com.

Sin embargo, se están monitoreando tres oleadas tropicales: una en el Caribe, otra cerca de las Antillas Menores y la que está discutiendo el CNH en el Atlántico Central, agregó la página de internet.

AccuWeather dijo que la combinación de aire estable del norte con las temperaturas marginales del mar en el sistema del Atlántico Central debería impedir su desarrollo al menos hasta el sábado.

Pese a que el sistema se encuentra a miles de kilómetros del Golfo de México, la posibilidad de que se desarrolle podría poner nerviosos a los agentes, dijeron operadores.

Los mercados de energía siguen el curso de las tormentas que podrían ingresar en el Golfo de México y amenazar las plataformas y refinerías de petróleo y gas natural de Estados Unidos a lo largo de la costa.

 

 

(Reuters)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?