| 7/12/2007 12:00:00 AM

Mejora el déficit presupuestario de EEUU

El Departamento del Tesoro informó el jueves que el gobierno obtuvo un superávit de 27.500 millones de dólares en junio, frente al superávit de 20.500 millones de junio del 2006. El gobierno obtiene normalmente superávit en junio, un mes en el que los contribuyentes que trabajan por cuenta propia y corporaciones deben efectuar los pagos trimestrales al Servicio de Rentas Internas.

Washington.- El déficit federal descendió marcadamente en los primeros nueve meses del presente año fiscal ya que el crecimiento en los ingresos fiscales ha superado el aumento en los gastos.

Con el superávit de junio, el déficit total en los primeros nueve meses del año fiscal, que concluye el 30 de septiembre, es de 121.000 millones de dólares, una merma del 41,4% frente al mismo periodo de hace un año, cuando el déficit totalizó 206.500 millones de dólares.

La Casa Blanca anunció esta semana un nuevo pronóstico del déficit en este año, de 205.000 millones de dólares, una merma significativa de los 244.000 millones de déficit pronosticados en febrero, gracias a los ingresos fiscales.

El desequilibrio será el más bajo en cinco años y una mejora frente a los 248.200 millones de dólares registrados en el año fiscal del 2006.

El presidente George W. Bush ensalzó el miércoles el nuevo pronóstico en una ceremonia efectuada en la Casa Blanca, e indicó que es una prueba de que su política económica de reducciones fiscales y moderación del gasto público han sido beneficiosas para el país.

Empero, los demócratas sostuvieron que Bush heredó un presupuesto federal con superávit cuando subió al poder y lo transformó posteriormente en un abultado déficit, llegado a la cifra récord de 413.000 millones de dólares en el 2004.

 

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?