| 7/16/2007 12:00:00 AM

Lula: Triste por abucheos en apertura de Panamericanos

Al presidente Lula le tocó llevarse sonoros abucheos cada vez que su nombre fue mencionado durante la ceremonia de apertura de los Juegos en la ciudad de Río de Janeiro, el viernes pasado en el estadio Maracaná colmado con 95.000 espectadores.

BRASILIA_ El presidente Luiz Inacio Lula da Silva admitió el lunes que se sintió triste al ser abucheado en la apertura de los Juegos Panamericanos, pero le restó importancia al incidente.

Al presidente Lula le tocó llevarse sonoros abucheos cada vez que su nombre fue mencionado durante la ceremonia de apertura de los Juegos en la ciudad de Río de Janeiro, el viernes pasado en el estadio Maracaná colmado con 95.000 espectadores.

"¿Que sucedió en el Maracaná con el abucheo al presidente de la república? Sé que mucha gente se siente incómoda. Para mí, en mi vida política el abucheo y el aplauso son dos momentos de reacción del ser humano", dijo Lula en su programa radial de cada lunes "Café con el Presidente" transmitido por el servicio oficial Agencia Brasil.

Pero agregó: "La única cosa que a mí, particularmente, me dejó triste es que yo fui (a la ceremonia de apertura) preparado para una fiesta".

"Es como si hubiera sido invitado al cumpleaños de un amigo mío, llegara y encontrara a un grupo de personas que no querían mi presencia. (Pero) Tengo la seguridad de que ese no es el pensamiento de Río de Janeiro", indicó el mandatario.

Aseguró que después de la ceremonia varias personas, que no identificó, le dijeron que el abucheo había sido organizado.

Sin embargo, "a mí no me interesa lo que sucedió. Ya sucedió. Lo importante es que fue una apertura extraordinaria de los Juegos Panamericanos".

Lo que cuenta ahora, agregó, es "la calidad de las cosas que estamos ofreciendo para los 41 países, junto con Brasil, que participan de ese evento. Para lo que necesitamos hinchar es para que las personas salgan de aquí con una imagen altamente positiva de la capacidad de organización y lo que Brasil tiene para hacer eventos internacionales de esta magnitud".

Con ese organización "podemos comenzar a pensar concretamente en la Copa del Mundo 2014 (de fútbol) y pensar en la organización de una Olimpiada, quién sabe, en el 2016", aseguró.

Con una popularidad por encima de 60%, de acuerdo con firmas encuestadoras privadas, Lula se mostró visiblemente contrariado con lo sucedido durante la ceremonia del viernes, un hecho poco usual para el mandatario acostumbrado a ser recibido por aplausos y vivas en foros empresariales o giras por el interior del país.

Comentaristas indicaron durante el fin de semana que si bien los abucheos no significan que el presidente comience a ser un líder impopular, el incidente muestra una división entre los brasileños. "El temor es de una raja en la sociedad... aplausos de los pobres... y el nordeste (del país), abucheos de la clase media y de los que pueden pagar caro por (los boletos de ingreso) a los PAN", dijo la comentarista política Eliane Cantanhede en su columna del diario Folha de S. Paulo.

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?