| 3/20/2007 12:00:00 AM

Lula quiere equilibro para evitar enemigos comerciales

Según datos del Ministerio de Comercio Exterior, la corriente comercial con Rusia cerró el año pasado en 4.300 millones de dólares, de los cuales sólo 942 millones de dólares fueron ventas rusas a Brasil.

Brasilia.- Para evitar ganarse más adversarios que coloquen "cáscaras de banana" en su camino, Brasil debe equilibrar su comercio exterior y comprar más productos de países como Rusia, México y Venezuela, afirmó el martes el presidente Luiz Inacio Lula da Silva.

Dijo que "mantener ese equilibrio, de comprar un poco y vender un poco, es lo que da cierta justicia al comercio internacional, sino, nadie aguanta".

En la medida que Brasil se convirtió en un líder exportador mundial de productos como carne, pollo, soja, azúcar y algodón, entre otros, "los ojos encima de nosotros aumentan, la fiscalización aumenta, la disputa aumenta y los adversarios también aumentaron", dijo Lula en un discurso desde el estado de Goiás, en el centro del país.

Tanto como los equipos de fútbol del mundo quieren vencer a la pentacampeona selección brasileña, dijo el presidente, "en la política internacional es así. Brasil es un gran exportador de varios productos y cuando comenzamos a exportar mucho, comenzamos a ganarnos adversarios, comienzan a aparecer personas queriendo colocar cáscaras de banana en nuestro camino para que no consigamos exportar todo lo que queremos".

Lula no mencionó ni quiénes eran esos adversarios ni qué tipo de trampas le colocaban al país. Brasil enfrenta esporádicamente embargos y cierres temporales de importación de sus productos, desde carne hasta electrodomésticos, por factores como brotes de fiebre aftosa o alza de aranceles en países vecinos en Sudamérica.

Indicó que los empresarios brasileños se quejan que Rusia no compra mayores cantidades de carne, pero a la vez en Brasil "no compramos casi nada de Rusia", mientras el país mantiene abultados superávit comerciales con Venezuela y México. "Necesitamos comprar alguna cosa de México porque tenemos un superávit en la balanza comercial de 3.000 millones de dólares. Los mexicanos, cada vez que nos ven, están dolidos, es necesario disminuir esa balanza comercial. Es mucha ventaja para Brasil", dijo Lula.

Con Venezuela el comercio subió, dijo, en los últimos años a favor de Brasil de unos 300 millones de dólares a 2.000 millones de dólares y "como ellos sólo producen petróleo y nosotros no necesitamos comprar petróleo de ellos, llega la hora que comienza a crear problemas. Vamos a tener que comprar alguna cosa".

Con Venezuela el comercio total en 2006 fue de 4.146 millones de dólares, con 591 millones de dólares en ventas venezolanas a Brasil, según el ministerio. La corriente comercial con México totalizó el año pasado 5.700 millones de dólares, de los cuales 1.300 millones de dólares fueron ventas aztecas y 4.400 exportaciones brasileñas.

"Si un país tiene un superávit muy grande en la balanza comercial con otro, eso termina no siendo un beneficio... es necesario que haya equilibrio", dijo Lula en su discurso divulgado por la presidencia en un correo electrónico.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?