| 3/15/2012 11:05:00 AM

Los policías de Londres con sobrepeso podrían perder parte de su salario

Los policías de Londres se someterán a controles físicos regulares y aquellos con sobrepeso podrían afrontar medidas disciplinarias como una reducción del salario, según nuevos planes divulgados hoy.



Un estudio que revisa las formas de pago en la Metropolitan Police de Londres ha puesto de manifiesto el pobre estado de forma de sus agentes, más de la mitad de ellos con sobrepeso, por lo que se les impondrán test físicos a partir de septiembre de 2013.

El informe recomienda que aquellos que no consigan superar el examen en al menos tres intentos sufran medidas disciplinarias, hasta una reducción del salario.

El 52 por ciento de los agentes tienen sobrepeso, mientras que un 22 por ciento son obesos y uno de cada 100 sufre obesidad mórbida, según recoge el estudio.

El caso de las mujeres no es muy diferente y un tercio de las agentes tiene sobrepeso, mientras que la obesidad afecta al 16 por ciento y el dos por ciento sufre obesidad mórbida.

"Estoy seguro de que el público se sorprendería al saber que, una vez pasados los exámenes físicos para entrar en la policía, la condición física no vuelve a ser examinada en una carrera profesional de 30 o 35 años", señaló Tom Winsor, autor del informe.

Winsor cree que el sistema actual de salario de la policía metropolitana es "injusto y poco eficaz" y "se ha mantenido intacto desde 1978".

"Los agentes que trabajan en primera línea, en circunstancias complicadas, no tienen nada que temer de este informe", declaró Winsor, quien cree que "la gente tiene el derecho de esperar una buena condición física de todos los policías que les protegen".

El autor del estudio puso como ejemplo los disturbios de Londres del pasado verano para insistir: "Necesitamos policías que estén en forma para la protección de los ciudadanos y de sus compañeros".

A partir del mes de septiembre del próximo año se introducirán controles anuales para comprobar el estado físico de los agentes.

Sin embargo, estos exámenes pasarán a ser más duros a partir de 2018 y serán similares a los que se realizan en Irlanda del Norte.

Trepar muros o arrastrar cuerpos son algunas de las pruebas que se introducirán para que así los agentes puedan simular situaciones en las que se pueden ver involucrados.

EFE

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?