| 8/11/2010 1:00:00 PM

Las reservas de petróleo de E.U. bajaron en 3 millones de barriles

Las reservas de petróleo de Estados Unidos bajaron en 3 millones de barriles la semana pasada y quedaron en 355.000 millones de barriles, informó hoy el Departamento de Energía.

Washington.- En su informe semanal, la agencia indicó que las reservas se encuentran por encima del promedio de barriles para esta época del año y son un 0,8% superiores a las de hace un año.

Después de que se divulgaran los datos oficiales, el precio de futuros del petróleo crudo para entrega el 10 de septiembre bajó US$1,90 y se situó a US$78,35 el barril (159 litros) en la Bolsa Mercantil de Nueva York.

En cuanto a los inventarios de gasolina, aumentaron en 400.000 barriles, un 0,4% más respecto a la semana anterior, y se situaron en 223.400 millones de barriles.

En la Bolsa Mercantil de Nueva York el precio de la gasolina reformulada para entrega el 10 de septiembre bajó US$0,3 centavos y se situó en US$2,08 por galón (4,55 litros).

Las reservas de combustible para calefacción subieron en 3,5 millones de barriles, un 2% más, y se situaron en 173,1 millones de barriles, frente a los 169,7 millones de barriles de la semana anterior.

El precio del combustible para calefacción para entrega el 10 de septiembre bajó US$4,4 centavos y quedó en US$2,08 por galón (4,55 litros).

Durante la semana pasada, las refinerías petroleras en Estados Unidos operaron al 88,1% de su capacidad, comparado con el 91,2% de la semana anterior.

Las cifras de las reservas de crudo excluyen la Reserva Estratégica de Petróleo (SPR) del Gobierno, que cuenta con 726,6 millones de barriles, el mismo volumen de la semana anterior y la precedente.

El total de existencias de crudo y productos refinados en E.U., incluida la Reserva Estratégica, se situó en 1.851,6 millones de barriles.

 

EFE

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?