| 2/25/2011 12:15:00 PM

La empresa china Huawei invita a EE.UU. a investigar su negocio

Huawei publicó hoy una carta abierta al Gobierno de Barack Obama en la que le pide que investigue en profundidad su negocio para determinar si son ciertas las acusaciones de que su actividad puede suponer una amenaza para la seguridad nacional de Estados Unidos.

Nueva York - "Esperamos sinceramente que el Gobierno estadounidense realice una investigación formal a fondo sobre las preocupaciones que pueda tener. Creemos que los resultados probarán que Huawei es una entidad comercial normal y nada más", asegura el presidente de la firma en EE.UU., Ken Hu, en una carta publicada en la web de uno de mayores fabricante de equipos de telecomunicaciones del mundo.

Huawei renunció esta semana a la compra de activos de la arruinada 3Leaf después de que el Comité de Inversión Extranjera de EE.UU. se lo recomendara por las sospechas que albergaba contra ella por haber sido fundada por un militar y porque podría mantener vínculos con la inteligencia de la República Popular. En 2008 ya tuvo que abandonar la adquisición de 3Com por los mismos motivos.

"En los últimos años algunos partidos en EE.UU. han usado diversas razones como la seguridad nacional para dificultar el comercio y las inversiones de empresas chinas", lamentó el Ministerio chino de Comercio el pasado martes en su web, donde defendió que esas "obstrucciones ya han provocado consecuencias en la cooperación económica y comercial entre ambos países".

En un tono conciliador, el también vicepresidente de Huawei asegura en su carta que "Estados Unidos es un gran país por el que la empresa ha tenido siempre el mayor respeto. Sus valores de democracia, libertad, Estado de derecho y derechos humanos son los mismos valores que nosotros respetamos, promovemos y con los que vivimos".

Además, recuerda que Hauwei compró en 2010 productos y servicios de empresas estadounidenses por US$6.100 millones y su inversión en investigación y desarrollo (I+D) en este país ha crecido un 66 % anual.

Hauwei "siempre ha sido responsable como inversor, empleador, contribuyente y ciudadano corporativo de EE.UU.", afirma Ken, que, sin embargo, lamenta que en la última década ha detectado "afirmaciones infundadas y no probadas sobre conexiones con el Ejército chino, disputas sobre derechos de propiedad intelectual, acusaciones de apoyo financiero del Gobierno y amenazas a la seguridad nacional".

A su juicio, esas "falsedades" han tenido un impacto negativo en la actividad de la empresa, por lo que trata de explicar en su carta algunas de esas "percepciones erróneas".

Así, dice que el fundador de la firma, Ren Zhengfei, "es sólo uno de los muchos consejeros delegados del mundo que han servido en las Fuerzas Armadas", que Huawei sólo ofrece equipos "en consonancia con los estándares civiles" y que, "al igual que muchas otras empresas que operan en China, recibe incentivos fiscales previstos por el Gobierno chino para firmas de alta tecnología".

En cuanto a los derechos de propiedad intelectual, asegura que Huawei siempre los ha respetado y ha solicitado 49.040 patentes a nivel mundial, al tiempo que sólo el año pasado pagó a empresas occidentales US$222 millones en derechos de licencias.

La alegación de que Huawei supone una amenaza para la seguridad nacional de EE.UU. "se basa en la creencia errónea de que la empresa puede usar su tecnología para robar información confidencial o lanzar ataques a redes estadounidenses", apunta Ken, que defiende que "no hay evidencias de violación de normas de seguridad".

 

(Efe)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?