| 5/13/2011 5:40:00 PM

La bolsa de Sao Paulo cede por cautela de inversores con Europa

La situación financiera de Grecia, Portugal e Irlanda dejó preocupados hoy a los mercados y el impacto se sintió en la bolsa de Sao Paulo, cuyo índice Ibovespa cerró con una bajada del 1,07%, en los 63.316 puntos.

Sao Paulo - Las proyecciones de la Comisión Europea en el sentido de que el crecimiento de los países comunitarios será este año a distintas velocidades y sin la fuerza suficiente como para fomentar la mejora del empleo, dejó cautelosas hoy a las bolsas europeas y contagió a la plaza paulista.

Con la bajada de hoy, el Ibovespa acumuló en la semana pérdidas del 1,70%.

El indicador se movió entre un máximo de 64.165 enteros (0,25%) y un mínimo de 63.063 unidades (-1,46%) y al final de la sesión restó 687 unidades, un día después de ganar el 0,36% en la jornada del jueves.

La plaza brasileña movió 6.159 millones de reales (unos US$3.771 millones), resultado de 572.984 operaciones con más de 10.015 millones de títulos.

Las ganancias fueron encabezadas por las acciones preferenciales de la compañía eléctrica Eletropaulo, que avanzaron el 3,93%, mientras que al frente de las pérdidas se posicionaron las ordinarias de la constructora Brookfield, con una caída del 5,01%.

Entre las 69 acciones del Ibovespa, catorce cerraron al alza, 53 a la baja y dos estables.

Los papeles preferenciales de la minera Vale cedieron el 1,57% y representaron el 11,63 por ciento de los negocios de hoy.

En el tipo de cambio comercial, el real cedió hoy un 0,61% frente al dólar, divisa que cerró la semana cotizada a 1,631 reales para la compra y a 1,633 para la venta.

En esta semana, la moneda brasileña se desvalorizó el 0,98% ante la estadounidense.

 

 

(Efe)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?