| 7/26/2007 12:00:00 AM

Kirchner dice que fondos de inversión alientan inflación

En un discurso en la Casa de Gobierno, el Presidente nombró a varios bancos y fondos de inversión y dijo que recientemente "vendieron 300 millones de dólares en bonos" que se ajustan por el índice de inflación. "Esto lo tendría que tener en cuenta la justicia", agregó.

Buenos Aires.- El presidente Néstor Kirchner acusó el jueves a bancos y fondos de inversión de alentar dudas sobre la credibilidad de los índices gubernamentales de costo de la vida, por estar supuestamente interesados en que "crezca la inflación para obtener más ganancias".

El dólar llegó en la víspera a su más alta cotización de los últimos cuatro años, al venderse a 3,20 pesos.

En la apertura de las operaciones el jueves, la moneda estadounidense se cotizaba a 3,19 pesos.

El organismo oficial de estadísticas y censos (INDEC) es el centro de una polémica pública, desde que a comienzos de este año hubo denuncias de que funcionarios gubernamentales intentaban modificar los rubros utilizados para elaborar los índices de costo de la vida.

Un sector de la prensa y la oposición sostienen que los índices oficiales de inflación no reflejan la realidad. Pero hoy Kirchner dijo que "no tengo dudas de que el INDEC está trabajando muy bien".


"Los argentinos tienen que conocer lo que está pasando. Los lobbies de los fondos de inversión que operan con los bonos son los responsables de las dudas que generan sobre ese organismo oficial", añadió.

Luego agregó que "el Citibank, la banca JPMorgan, el grupo Santander y el (banco) HSBC estuvieron vendiendo bonos en las últimas semanas. Las dudas sobre el INDEC y las mediciones de la inflación son generadas por estos fondos de inversión que están vendiendo dólares".

No hubo, hasta el momento, reacciones de los bancos involucrados en la denuncia.

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?