| 11/18/2008 12:00:00 AM

Jefe Bank of America apoya rescate automotriz EEUU

DETROIT - Un importante funcionario de Bank of America Corps dijo el martes que respaldaría un rescate para la industria automotriz estadounidense si el público de ese país lo respalda, pero añadió que no todas las tres grandes automotrices de Detroit deberían sobrevivir.

El presidente ejecutivo Kenneth Lewis dijo además que cualquier paquete de rescate debe basarse en la viabilidad y sustentabilidad para hacer que las tres automotrices estadounidenses compitan frente a sus rivales alemanes y asiáticos.

"La primera cosa sería que ellas (las automotrices estadounidenses) reconozcan que hay demasiadas automotrices y que es necesaria una consolidación", comentó Lewis.

"Solo estoy tratando de asegurar que la industria (automotriz estadounidense) sobreviva", añadió.

Importantes ejecutivos de General Motors Corp, Ford Motor Co y Chrysler LLC -propiedad de la firma de capitales privados Cerberus Capital Management LP - plantearon sus casos en una audiencia ante el Comité de Bancos del Senado sobre el rescate de la industria automotriz.

Las tres automotrices han registrado un derrumbe en sus ventas a niveles no vistos en 25 años, debido a que los consumidores han dejado los alguna vez populares vehículos utilitarios deportivos, camionetas y minivans, de alto consumo de gasolina, o han encontrado imposible obtener préstamos para autos debido a que la crisis del crédito los ha congelado.

GM y Chrysler en particular están derramando efectivo y han surgido dudas sobre su capacidad para sobrevivir sin una inyección de ayuda del gobierno.

Las ventas de autos en Estados Unidos en lo que va del año hasta finales de octubre cayeron un 14,6 por ciento. 

(Reuters)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?