| 4/24/2009 12:00:00 AM

Inventarios de casas nuevas en EE.UU. cae

(WASHINGTON) El inventario de nuevas casas estadounidenses a la venta colapsó a fines de marzo a un ritmo récord, mostraron el viernes datos del Gobierno, llevando una luz de esperanza de mejora en el mercado de las casas.

Esto, incluso cuando los datos de ventas de los bienes duraderos reflejaban debilidad en el conjunto de la economía.

"El sector de las viviendas probablemente está formando un piso, porque incluso la oferta de casas, los inventarios, bajaron", dijo Asha Bangalore, economista de Northern Trust en Chicago. "Creo que el mercado de las viviendas se estabiliza", agregó.

El inventario de nuevas casas se contrajo a 311.000 desde 328.000 en febrero. Eso dejó la oferta de viviendas disponibles a la venta en un valor de 10,7 meses, comparado con 11,2 meses en febrero.

El Departamento de Comercio dijo que el cambio mensual de los inventarios, de 5,2 % , fue la mayor reducción en más de 45 años, mientras que el derrumbe anual de 33,7 % fue el más grande en los registros.

Los constructores parecen liquidar su abastecimiento y evitar cualquier incremento adicional.

Otro reporte del Departamento de Comercio mostró el viernes que las solicitudes de permisos para edificar casas nuevas bajaron 8,5 % en marzo desde febrero, con un desplome anual de 44,6 %.

Las ventas de casas nuevas descendieron el 0,6 % en marzo, según el Departamento de Comercio, pero las ventas de febrero fueron mucho más fuertes de lo pensado originalmente, con el reporte mostrando que crecieron 8,2 %  comparado con la subida de 4,7 % registrada previamente.

"Lo que estamos viendo, sobre una base de promedios móviles, es una mejora gradual desde números muy bajos en las ventas de casas nuevas", dijo Kurt Karl, economista de Swiss Re en Nueva York. "No hay un despegue, pero tampoco parece estar bajando", agregó.

Los índices de bolsa de Estados Unidos ampliaban sus ganancias tras la publicación del reporte, mientras que los precios de los bonos del Tesoro estadounidense descendían.

La baja de marzo ubicó las ventas de casas en un ritmo anual de 356.000. Analistas encuestados por Reuters esperaban un ritmo de 340.000 casas vendidas.

El precio mediano de venta para una casa nueva disminuyó a US$201.400 desde US$208.700 en febrero. No obstante, el precio promedio aumentó levemente a US$258.000 desde US$ 255.100.

Aún así, otro informe, sobre los nuevos pedidos de bienes manufacturados de larga duración, mostró que en marzo no habría cedido la recesión estadounidense, que ya lleva más de un año.

"Confirma que las condiciones de la economía siguen débiles, la economía sigue contrayéndose, pero sugiere que lo hace a un ritmo más lento, que es algo que hemos visto en un número de indicadores", dijo Anna Piretti, economista de BNP Paribas en Nueva York.

De acuerdo con el Departamento de Comercio, los pedidos de bienes duraderos de Estados Unidos descendieron el 0,8 %, una caída menor que la baja de 1,5 % que preveían los analistas encuestados por Reuters.

(REUTERS)

 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?