| 7/22/2007 12:00:00 AM

Interrupción de radar en Brasil obliga a retorno de vuelos a EEUU

Interrupción de radar en Brasil obliga a retorno de vuelos a EEUU

Sacudiendo aún más la confianza de los brasileños en la red de aeronaves comerciales, las autoridades anunciaron que habían confundido una pieza del fuselaje del accidente del domingo con la caja negra del avión y la enviaron a un laboratorio para que la analizara.

SAO PAULO_ Una interrupción de un radar en una región del Amazonas obligó al retorno de varios vuelos internacionales y dejó otros en tierra, horas después que el presidente Luiz Inacio Lula da Silva anunciara una serie de medidas para aliviar la crisis aérea.

La interrupción del sistema de radar sobre el Amazonas, desde la medianoche a las 2:30 de la madrugada, fue causada al parecer por un problema eléctrico y forzó a los aviones a regresar a sus aeropuertos de origen o realizar aterrizajes en otras terminales, desde Puerto Rico hasta Chile.

"Esto es un caos total. Nunca he visto algo como esto y me hace sentir muy insegura", dijo Eli Rocha, de 52 años, de la ciudad de Oklahoma, quien intentaba salir en vuelo rumbo a Dallas con su hijo de 12 años, pero su avión se retrasó en el aeropuerto internacional de Sao Paulo, en medio de gran cantidad de pasajeros llegando de Estados Unidos tras horas de retrasos.

Solo cuatro horas antes del problema con el radar, Lula da Silva anunció por en un discurso televisado a todo el país nuevas medidas de seguridad e inversiones en el sector de la aviación, incluyendo un nuevo aeropuerto para Sao Paulo, donde un A320 de la aerolínea TAM no logró detenerse el viernes en la pista de aterrizaje, salió del perímetro de la terminal y chocó contra una estación de gasolina y un edificio de la propia TAM.

En el accidente murieron los 187 ocupantes del Airbus y cuatro personas en tierra.

Cientos de brasileños se reunieron el sábado para ver la labor de los trabajadores de emergencia. Los bomberos dijeron que llevaron tres bolsas con fragmentos humanos al depósito de cadáveres, para ser identificadas.

"Es demasiado horrible. Sigue estando muy feo. Es muy complicado", dijo José Roberto da Silva, ingeniero de telecomunicaciones encargado de revisar cómo afectó el incidente a las instalaciones de telefonía celular.

También el sábado, las autoridades dijeron que habían enviado por error parte del fuselaje del avión a Estados Unidos, pensando que era la caja negra.

El general Jorge Kersul Filho, jefe de la división de la Aeronáutica para investigaciones de accidentes, dijo a los periodistas en Sao Paulo que la caja con las grabaciones de voz de la cabina del Airbus fue localizada el sábado y será enviada a Estados Unidos para su análisis, luego de la confusión.

El problema del radar obligó a American Airlines a desviar a 13 aviones que tenían como destino Brasil y habían partido de Nueva York, Miami y Dallas, expresó la portavoz de la aerolínea, Mary Francis Fagan.

Algunos de los vuelos fueron cancelados y los pasajeros fueron derivados a otros aviones. En algunos casos, los pasajeros viajaron en los mismos aviones.

Dos vuelos de American que iban desde Sao Paulo a Miami también fueron afectados y debieron aterrizar en Manaus, dijo Celso Gick, de Infraero, en aquella ciudad amazónica.

Un vuelo de Delta que iba desde Nueva York a Sao Paulo aterrizó en San Juan de Puerto Rico para recargar combustible antes de despegar nuevamente rumbo a Sao Paulo, y la prensa brasileña reportó que otro avión de American Airlines aterrizó en Santiago de Chile.

La tragedia en Sao Paulo fue la segunda en 10 meses después que en septiembre un Boeing 737 de la aerolínea Gol cayó en una región amazónica y murieron sus 154 ocupantes.

Tras los anuncios del presidente Lula, Carlos Camacho, director de seguridad de vuelos del Sindicato Nacional de los Aeroportuarios, dijo en conversación telefónica que le daba la bienvenida a las medidas porque "las esperábamos desde hace mucho tiempo para que el tráfico aéreo cumpla su objetivo de transportar personas con seguridad".

Las medidas "llegan tarde, pero llegaron", agregó.

En un incidente al parecer no relacionado con los problemas en el radar, un monomotor empleado para llevar banderas publicitarias se estrelló ante la playa de Leblón, en Río de Janeiro, dijeron los bomberos. El piloto resultó lesionado, pero no se dio información sobre su estado.
 
AP

Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.