| 6/24/2010 5:30:00 PM

Interconexión eléctrica de Colombia y Panamá respetará selva del Darién

El Gobierno de Panamá realiza un minucioso estudio del impacto que podría causar en la selva virgen del Darién la línea de interconexión eléctrica terrestre entre ese país y Colombia.

Cartagena.- El secretario de Energía de Panamá, Juan Manuel Urriola, señaló hoy a Efe que en la actualidad se ha avanzado mucho en ese estudio ambiental "para conocer realmente los impactos, no queremos descartar a los ambientalistas".

"El estudio de impacto ambiental se está realizando ya que la otra posibilidad que es la (interconexión por vía) marítima costaría del orden de los 60 millones de dólares más", indicó.

Urriola precisó que la interconexión eléctrica entre Colombia y Panamá costaría aproximadamente 600 millones de dólares asumidos por mitades, 300 millones por la colombiana ISA e igual suma por la panameña Etesa.

El secretario de Energía panameño agregó que Colombia tiene un potencial de "unos cuatro mil megavatios por arriba de su demanda y puede poner esto en el mercado centroamericano, en competencia y a precios más baratos".

Asimismo, indicó que se tratará de intervenir lo menos posible en la selva del Darién puesto que se busca "bordear cerca de la costa la línea de transmisión proyectada, no es que vayamos a partir el tapón del Darién".

El secretario panameño advirtió que del lado colombiano todos los permisos y estudios medioambientales están preparados para construir la línea hasta la frontera con Panamá y dijo que espera que el proyecto esté listo para 2014 ó 2015.

Urriola asiste como invitado a la Ronda Colombia 2010, que tiene lugar hasta mañana en la caribeña Cartagena de Indias y en la que se ofrecen bloques de exploración petrolera en territorio colombiano.

 

 

EFE

 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?