| 11/11/2010 9:25:00 AM

Inflación china se acelera en octubre

La inflación china se disparó en octubre a un máximo de 25 meses y el crédito bancario creció superando las expectativas, resaltando el creciente desafío que enfrenta Pekín para mantener bajo control las presiones sobre los precios domésticos.

Pekín.- Los datos dejaron pocas dudas acerca de porqué el banco central elevó los requerimientos de reservas obligatorias a los bancos esta semana y parecen preanunciar nuevas medidas de ajuste, desde incrementos en las tasas de interés hasta una apreciación del yuan, en los próximos meses.

Una estabilización de indicadores claves del crecimiento, particularmente la producción industrial y el gasto de capital, debería dar al Gobierno la confianza para tomar más medidas para absorber la liquidez, sabiendo que la economía está en terreno sólido, dijeron analistas.

La inflación china anual subió a 4,4% en octubre desde el 3,6% en septiembre, informó la Oficina Nacional de Estadísticas el jueves, registrando la medición más alta desde septiembre del 2008. El aumento de la inflación fue dominado por incrementos en los precios de los alimentos.

La producción industrial siguió firme, con un crecimiento anual del 13,1%, ligeramente menor del 13,3 de septiembre. La inversión en activos urbanos fijos aumentó un 24,4% en los primeros 10 meses del año con respecto al mismo período del 2009.

Economistas encuestados por Reuters habían pronosticado una inflación minorista del 4%, un aumento del 13,5% en la producción industrial, y un incremento del 24,3% en la inversión.

"Los datos muestran un crecimiento económico muy fuerte. Combinado con un alto riesgo inflacionario, los datos provocarán un ajuste en las políticas", dijo Dong Xian'an, jefe de macroeconomía de Industrial Securities en Pekín.

Sopesando los datos, los inversores chinos parecían más excitados ante la evidencia de una abundante liquidez que preocupados por la perspectiva de un mayor ajuste. El principal índice bursátil en Shanghái, que caía antes del reporte de datos, subía un 0,7% más tarde.

Los bancos chinos dieron nuevos créditos por 588.000 millones de yuanes (US$88.600 millones) en octubre. Y el indicador de dinero M2 trepó un 19,3% respecto al año anterior, su mayor alza en cinco meses.

"La fuerte expansión del crédito y el rebote en el M2 sugieren que, tras la relajación cuantitativa en Estados Unidos, habrá un gran volumen de liquidez agravando la excesiva liquidez local", dijo Isaac Meng, economista de BNP Paribas en Pekín.

"Es muy peligroso", agregó el analista.

Aunque las autoridades chinas han apuntado su ira hacia la relajación monetaria en Estados Unidos por causar una indeseada ola de flujos especulativos, los datos divulgados el miércoles hicieron recordar que un creciente superávit comercial es la principal fuente del dolor de cabeza que la liquidez causa a China.

China ha elevado oficialmente el nivel de reservas obligatorio para los bancos cuatro veces este año, e incluso ha tomado medidas drásticas contra el otorgamiento de créditos para controlar el crecimiento de la base monetaria tras una ola de préstamos sin precedentes ocurrida el año pasado.

El banco central elevó la tasa de interés el mes pasado por primera vez en casi tres años, y muchos analistas creen que otro incremento podría ocurrir antes de fin de año.

REUTERS

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?