| 3/23/2010 10:25:00 AM

Incendios arrasan pulmón vegetal de Caracas en medio de sequía

La prolongada y fuerte sequía que ha azotado a Venezuela en los últimos meses desató una serie de incendios que han arrasado con cientos de hectáreas del parque nacional El Avila, un símbolo por excelencia de Caracas y su "pulmón vegetal".

Caracas.-  Bomberos, militares, voluntarios y helicópteros con recipientes para arrojar agua acudieron en los últimos días a combatir cuerpo a cuerpo las enormes llamas que han devorado parte de la reseca vegetación del reservorio natural de unas 85.000 hectáreas.

Autoridades han dicho a medios locales que se registraron unos 75 incendios desde diciembre. El mayor hasta el momento se prolongó dos días, hasta el lunes, y consumió unas 120 hectáreas.

"(El incendio) está controlado en 100 por ciento, aunque se mantienen algunas fumarolas (...) Esperamos que no se reinicie el fuego en la mañana", dijo el director de de Protección Civil, Luis Díaz Curbelo, citado por la agencia oficial ABN.

Las altas temperaturas diurnas que azotan a los caraqueños atentan con avivar de nuevo las llamas.

La calina, un fenómeno generado por la falta de lluvias y la condensación de partículas de polvo que quedan suspendidas bajo las nubes, también podría atizar los incendios, en momentos en que la capital venezolana y zonas adyacentes están cubiertas por esa densa nube gris.

El Avila, que fue rebautizado por el presidente Hugo Chávez como parque nacional Waraira Repano, tal como lo llamaron los primeros pobladores indígenas de Caracas, es uno de los mayores atractivos de la capital, visitado a diario por cientos de personas.

También es un importante reservorio de agua potable y sus caños y quebradas surten a parte de la ciudad. Además cuenta con un sistema teleférico para uso turístico, veredas para caminar y zonas para acampar.

El director de Protección Civil, agregó que no descartan que los incendios hayan sido provocados -dada su extensión- y que iniciarán investigaciones.

La fuerte sequía, causada por el fenómeno climatológico El Niño, ha derivado en una dramática crisis energética en el país petrolero, donde más de la mitad de la electricidad es generada por centrales hidroeléctricas.

 
Reuters

 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?